sábado, 24 de septiembre de 2011

María es modelo de vida que se vive como un don sin egoísmo, recordó el Papa en el santuario de Etzelsbach

Publicado 2011/09/23
Autor: Gaudium Press
Sección: Europa

Etzelsbach (Viernes, 23-09-2011, Gaudium Press) Con la meditación sobre el misterio de la Virgen de los Dolores en las Vísperas Marianas, en el pequeño santuario mariano de Etzelsbach, el Papa Benedicto terminó el segundo día de su viaje a Alemania. "Donde está Dios, allá hay futuro", recordó el Santo Padre según el lema de la visita a su país natal, llamando a la confianza en Dios, en cuyas luces "las pequeñas cosas de la vida cotidiana encuentran su sentido, y allá los grandes problemas encuentran su solución".


Bello sol y numerosos fieles no abandonaron nunca al Santo Padre en su 21º viaje al exterior. Benedicto XVI ayer en Berlín, hoy en Erfurt fue recibido con gran enstusiasmo. La visita a Elzelsbach tenía un carácter personal, y fue querida por el propio Papa, hecho de que él mismo resaltó al inicio: "Ahora se realiza mi deseo de visitar a Eichsfeld, y agradecer, junto con ustedes, a la Virgen María, aquí en Etzelsbach", "amado valle tranquilo."

"Bajo los viejos tilos", María nos da nueva fuerza y seguridad, es "una puerta abierta y un lugar de paz interior". Benedicto XVI en el hermoso paisaje de la campiña alemana, ha querido recordar la profundidad de la devoción mariana: "Cuando los cristianos en todos los tiempos y lugares se dirigen a María, se dejan guiar por la certeza espontánea de que Jesús no puede rechazar las solicitudes que le presenta su Madre; y se apoyan en la fe inquebrantable de que María es al mismo tiempo nuestra Madre también, -una madre que ha experimentado el peor dolor de todos, que percibe junto con nosotros todos nuestros problemas y piensa de manera
maternal en superarlos".

Devoción que "se concentra en la contemplación de la relación entre la Madre y su Hijo divino". En la imagen de la Dolorosa, la gente encuentra "solaz y consuelo". "Bajo la cruz, María se convierte en compañera y protectora de los hombres en su camino de vida" y es también "símbolo de la unidad profunda y sin reservas con Cristo en el amor".

"No es la autorrealización -ha subrayado el Papa- la que completa el verdadero desarrollo de la persona, que hoy se propone como modelo de la vida moderna, pero que fácilmente puede convertirse en una forma refinada de egoísmo. Es más bien la actitud de entrega, que se orienta hacia el corazón de María, y por lo tanto también al corazón del Redentor". Como Madre de Dios, ella "quiere ayudarnos a entender la amplitud y profundidad de nuestra vocación cristiana. Con delicadeza moderna quiere que entendamos que toda nuestra vida debe ser una respuesta al amor rico de misericordia de nuestro Dios".

La llegada del Santo Padre al lugar ha sido anunciada por la campana del pequeño santuario que se encuentra entre dos localidades de Turingia: Hundeshagen Eichsfeld y Etzel Steinbach, en la Alemania central, a 80 km de Erfurt. Por el espacio reducido, las vísperas se celebraron al aire libre. Al principio, el Papa recibió una cruz.

La capilla actual fue construida en 1897 y consagrada el día de la Asunción, pero las peregrinaciones marianas son mucho más antiguas y sin duda se remontan al siglo XVII. Según la tradición local en este lugar en el pasado había un pueblo y después de su desaparición, el área fue dedicada a la agricultura. La misma tradición dice que un día, un agricultor, mientras que araba la tierra vio caer, casi hasta las rodillas, dos veces y de forma inexplicable, su caballo en un punto específico. El campesino intrigado, se puso a excavar y a poca profundidad encontró una escultura de madera de la Virgen de los Dolores. A partir de ese día las peregrinaciones nunca se interrumpieron y se llevan a cabo en diversas fiestas religiosas: la fiesta de la Visitación (2 de julio), de María Nuestra Señora de las Nieves (5 de agosto), de la Asunción de María (15 de agosto) y de la Natividad de la Virgen (8 de septiembre). En el segundo domingo después de la Visitación se lleva a cabo la peregrinación de los fieles a caballo. Se reúnen cientos de peregrinos provenientes de muchos lugares de la región para recordar y revivir la historia de la piedad popular y la tradición que se remonta al agricultor que vio arrodillarse a su bestia.

Y la Sangre de San Genaro se volvió a licuar

Publicado 2011/09/22
Autor: Gaudium Press
Sección: Europa

Nápoles (Jueves, 22-09-2011, Gaudium Press) Como es habitual todos los 19 de septiembre, día de su fiesta, la sangre del mártir y obispo de Benevento San Genaro, perseguido durante el reino del emperador romano Diocleciano, una vez más se ha tornado líquida. El prodigio fue anunciado ese lunes por el Cardenal arzobispo de Nápoles, Crescensio Sepe, al tomar en su manos la ampolla que guarda la sangre del santo, delante de los fieles reunido en la Catedral napolitana.

"San Genaro ha escuchado nuestras oraciones" dijo el Cardenal Sepe al constatar que la sangre se había licuado, hecho que ocurre de forma inexplicable durante tres días del año, el 19 de septiembre, el 16 de diciembre y el sábado que precede al primer domingo de mayo.

En ocasiones, la licuefacción se realiza a la vista de todos, después de que el ordinario napolitano toma la reliquia en sus manos, en una espera que tarda de 2 minutos a 1 hora habitualmente; pero en esta ocasión cuando el Cardenal retiró la ampolla de la caja fuerte donde está resguardada, la sangre ya se había hecho líquida. "Apenas abierta la caja fuerte lo he visto al momento, cuando tomé la teca en mis manos, que la sangre ya era líquida", expresó el purpurado.

Verificaciones con rigor científico realizadas en el pasado, expresan que con el prodigio de la licuefacción, la sangre aumenta en volumen y peso, siendo este un hecho también inexplicable de forma natural.

Gaudium Press / S.C.

"Tenemos que ver de nuevo la inmensidad del mundo, el cielo y la tierra", dice el Papa en el Reichstag

Publicado 2011/09/23
Autor: Gaudium Press
Sección: Europa

Berlín (Jueves, 22-09-2011, Gaudium Press)
"Es preciso volver a abrir las ventanas, tenemos que ver de nuevo la inmensidad del mundo, el cielo y la tierra y aprender a usar todo esto de manera correcta". Benedicto XVI ofrece una lección de "verdadera política" en el Reichstag, sede del gobierno alemán. Con referencias a la dramática historia del país, el Pontífice afirma la obligación con la justicia y el servir a los derechos fundamentales irrenunciables de la humanidad.
Como Papa y Obispo de Roma "que trae la suprema responsabilidad para la cristiandad católica" el Pontífice alemán, Benedicto XVI, delante de los parlamentarios alemanes quiso afirmar el "criterio último y la motivación para su trabajo" de políticos, basado en las palabras del Primer Libro de los Reyes: "Concede a tu siervo un corazón dócil, para saber administrar la justicia a tu pueblo y discernir el bien del mal".

"La política debe ser un compromiso en pro de la justicia y, así, crear las condiciones de fondo para la paz". El Papa resaltó que el éxito en el campo político debe estar "subordinado al criterio de la justicia, a la voluntad de actuar el derecho y a la inteligencia del derecho" porque el éxito "puede tornarse también una preparación, abriendo así la estrada a la falsificación del derecho, la destrucción de la justicia".

Con las fuertes palabras de San Agustín "¿Si se deja de lado el derecho, que distingue entonces al Estado de una gran banda de ladrones?", el Santo Padre hizo referencia a los momentos dramáticos de la historia alemana cuando el Estado "se convirtiera en el instrumento para la destrucción del derecho: se volviera una banda de ladrones muy bien organizada, que podía amenazar al mundo entero e impulsarlo al borde del precipicio". El deber "fundamental " y "urgente" del político debe ser "servir al derecho y combatir el dominio de la injusticia", continuó el Papa resaltando que esto vale para cualquier época.

El Pontífice recordó la contribución del cristianismo para la cultura jurídica que parte de un movimiento filosófico y jurídico del siglo II a.C., que fue desarrollado en la Edad Media cristiana, y que alcanza el clímax en la Declaración de los Derechos Humanos de 1949. Pero hoy la ética y la religión son consideradas "fuera del ámbito de la razón en el sentido estricto del término". Benedicto XVI espera que haya "una discusión pública" para superar los preconceptos positivistas que crearon una mentalidad reductora de la religión que es considerada como "una sub-cultura".

"La razón positivista - observó el Santo Padre - que se presenta de modo exclusivista y no es capaz de percibir algo más allá de lo que es funcional, se asemeja a los edificios de cimiento armado sin ventanas, en los cuales nos damos el clima y la luz por nosotros mismos y ya no queremos recibir estos dos elementos del amplio mundo de Dios. Y entretanto no podemos engañarnos, pues en tal mundo auto-construido bebemos en secreto e igualmente en los "recursos" de Dios, que transformamos en productos nuestros. Es preciso volver a abrir las ventanas, debemos mirar de nuevo la inmensidad del mundo, el cielo y la tierra y aprender a usar todo esto de modo justo".

Benedicto XVI habló también a los parlamentarios sobre el tema del medio ambiente, observando que el hombre no consigue encontrar su plenitud solamente en la naturaleza, a pesar de que la ecología es un aspecto importante de la propia vida y la sociedad. "Debemos oír - dijo el Papa - el lenguaje de la naturaleza y responderle coherentemente. Pero quiero también enfrentar decididamente un punto que, hoy como ayer, es ampliamente descuidado: existe también una ecología del hombre. También el hombre posee una naturaleza, que debe respetar y no puede manipular como le apetece.

El hombre no es solo una libertad que se crea por sí misma. El hombre no se crea a sí mismo. Él es espíritu y voluntad, pero es también naturaleza, y su voluntad es justa cuando él escucha la naturaleza, la respeta y cuando se acepta a sí mismo por aquello que es y que no se creó por sí mismo. Asimismo, y solo así, es que se realiza la verdadera libertad humana".

El Bundestag

Benedicto XVI es el primer Pontífice que va en visita a la sede del gobierno alemán, el Bundestag. El encuentro sucedió a invitación del presidente de Bundestag, Norbert Lammert.

El palacio de Reichstag de Berlín fue construido como sede para las reuniones del Reichstag: el Parlamento del Reich alemán. Fue inaugurado en 1894 y volvió a ser la sede del Parlamento en 1999 después de la reunificación de Alemania y el retorno de la capital a Berlín.

En 1992, Sir Norman Foster venció otro concurso arquitectónico para la reconstrucción del edificio. La reconstrucción fue considerada un éxito y se convirtió en una atracción turística también porque el Reichstag y principalmente la gran cúpula de vidrio que fue erigida sobre el tejado en memoria al original de 1894, proporcionan una de las panorámicas más atrayentes para los visitantes de Berlín, dando una vista notable de la ciudad, especialmente de noche.

El Bundestag está compuesto por 622 diputados, electos por un sistema mixto: mitad en colegios uninominales con el sistema mayoritario ‘plurality' y la otra mitad con el sistema proporcional del cociente. El sistema legislativo alemán prevé la presencia, además del Bundestag, también del Bundesrat, el Consejo federal. El Bundestag tiene cuatro funciones principales: es el órgano decisivo para la formación del gobierno: aquí es electo el canciller. Es el fulcro del procedimiento legislativo: en el Bundestag el texto definitivo de toda ley es aprobado después de varias discusiones. Es el órgano de control del gobierno y de la política gobernativa: puede requerir y solicitar al gobierno la prestación de cuentas de sus acciones. Es el órgano de representación de todo el pueblo: el Bundestag tiene el deber de ocuparse de los problemas de todos los grupos sociales discutiéndolos públicamente. La actual legislatura es la décima séptima, con los parlamentarios así distribuidos entre las varias fuerzas políticas. El término Reichstag se compone de las palabras alemanas Reich (reino pero también imperio) y Tag ("asamblea": aquí el término indica "día" pero deriva del verbo "tagen" que significa "reunir en asamblea").

Los pensamientos de Dios y el ojo de los hombres

En su mensaje semanal, con fecha del 20 de setiembre, el Obispo de Canelones, Mons. Alberto Sanguinetti, asevera que “sólo Dios toca y cura el corazón”. El Obispo plantea que “se habla mucho de educación en valores”, lo que considera que “no está mal” pero, cuestiona “¿quién habla de que el corazón del hombre está enfermo desde el pecado original, y necesita ser sanado, curado, porque un corazón malo, mira con un ojo malo y ve maldad donde hay bondad y de aquí salen todas las malas obras?”.

Mons. Sanguinetti precisa que “no negamos que importen los ejemplos, las enseñanzas, y las listas de valores” pero “es la gracia de Dios, la que llama a trabajar, la que cura, y la misma que premia”.

Texto del mensaje semanal del Obispo de Canelones

La parábola del denario es siempre desconcertante (Mt. 19,30-20,16). Porque Dios es desconcertante y es natural que así lo sea.

No es desconcertante porque sea irracional o sea infiel a la palabra dada. Al contrario en la parábola aparece que se compromete con un justo salario y que cumple fielmente con la palabra dada. Dios es fiel a la razón, a la justicia, y a lo libremente pactado.

Sin embargo, Dios – que puede hacer libremente con sus dones – es libérrimo, es bondadoso, es simplemente bueno. Por eso decide darle también un salario pleno – un denario – a los que son últimos, los que fueron llamados a trabajar en la última hora,

Sin embargo, los hombres tendemos a hablar de justicia cuando se trata de revancha, y frecuentemente de envidia. ¡Qué poderosa es la envidia! ¡Qué inútil es la envidad! Con cuánta frecuencia se esconde bajo la capa de justicia.

El Señor dice: ¿va a ser tu ojo malvado porque yo sea bueno? (v.15) Es impresionante la profundidad de la palabra divina. El hombre ve con su ojo, pero el ojo depende del corazón del hombre. Por eso, ve, juzga, se enoja, murmura. Donde Dios hace un acto de bondad, dándole el jornal también al que trabajó poco, el de la primera hora ve que Dios es injusto porque no ve cuánto ha trabajado, si bien le ha pagado plenamente su jornal.

Se habla mucho de educación en valores. Y no está mal. Pero. ¿quién habla de que el corazón del hombre está enfermo desde el pecado original, y necesita ser sanado, curado, porque un corazón malo, mira con un ojo malo y ve maldad donde hay bondad y de aquí salen todas las malas obras?

Y, ¿cómo enfoca la educación en valores hacia el que puede sanar? Porque sólo Dios sana el corazón del hombre. No negamos que importen los ejemplos, las enseñanzas, y las listas de valores. Pero, sólo Dios toca y cura el corazón. Sólo Él hace reconocer el ojo malo, e infunde el colirio de su gracia, para enderezarnos a la humilde confesión de las profundidades oscuras del corazón y ponerse en sus manos para ser sanados. Es la gracia de Dios, la que llama a trabajar, la que cura, y la misma que premia.

Fuente: http://diocesiscanelones.com/iglesiacatolica/?p=165

Evangelio del día

2011-09-24 - Evangelio según San Lucas 9,43b-45
Publicado 2011/09/24
Autor : Sagrada Biblia

Entonces se alegrará la doncella en la danza, gozarán los jóvenes y los viejos; convertiré su tristeza en gozo, los alegraré y aliviaré sus penas.

Libro del Profeta Zacarías 2,5-9.14-15ª

Alcé la vista y vi a un hombre con un cordel de medir. Pregunté: "¿Adónde vas?" Me contestó: "A medir Jerusalén, para comprobar su anchura y longitud." Entonces se adelantó el ángel que hablaba conmigo, y otro ángel le salió al encuentro, diciéndole: "Corre a decirle a aquel muchacho: "Por la multitud de hombres y ganados que habrá, Jerusalén será ciudad abierta; yo la rodearé como muralla de fuego y mi gloria estará en medio de ella -oráculo del Señor-.""

"Alégrate y goza, hija de Sión, que yo vengo a habitar dentro de ti -oráculo del Señor-. Aquel día se unirán al Señor muchos pueblos, y serán pueblo mío, y habitaré en medio de ti."

Interleccional: Jeremías 31,10-13

Escuchad, pueblos, la palabra del Señor, anunciadla en las islas remotas: "El que dispersó a Israel lo reunirá, lo guardará como un pastor a su rebaño."

"Porque el Señor redimió a Jacob, lo rescató de una mano más fuerte." Vendrán con aclamaciones a la altura de Sión, afluirán hacia los bienes del Señor.

Entonces se alegrará la doncella en la danza, gozarán los jóvenes y los viejos; convertiré su tristeza en gozo, los alegraré y aliviaré sus penas.

Evangelio según San Lucas 9,43b-45

En aquel tiempo, entre la admiración general por lo que hacía, Jesús dijo a sus discípulos: "Meteos bien esto en la cabeza: al Hijo del hombre lo van a entregar en manos de los hombres." Pero ellos no entendían este lenguaje; les resultaba tan oscuro que no cogían el sentido. Y les daba miedo preguntarle sobre el asunto.

jueves, 22 de septiembre de 2011

Honduras: Un día con María




En la ciudad de Siguatepeque se realizó, en este mes de setiembre, un "Día con María" organizado por los cooperadores de los Heraldos del Evangelio de esa localidad.
Comenzó con una procesión, luego Rosario, meditaciones sobre la Mediación en el Antiguo y Nuevo Testamento, Eucaristía y Consagración a Nuestra Señora según el método de San Luis María Grignion de Montfort.
Se impusieron capas color naranja a los coordinadores de los Oratorios "María Reina de los Corazones" que visitan diariamente las familias.

Admirar, he ahí la solución para nuestros innumerables problemas

Publicado 2011/09/20
Autor: Gaudium Press
Sección: Espiritualidad

Redacción (Martes, 20-p09-2011, Gaudium Press) Reproducimos a continuación el comentario de Mons. João Scognamiglio Clá Dias, E.P. al texto del Evangelio de San Lucas que narra el encuentro de Jesucristo con Zaqueo el publicano recaudador de impuestos, del cuál él extrae sabias enseñanzas sobre la admiración:

Para leer el artículo completo haz click aquí

Los "hijos" de la envidia

Publicado 2011/09/19
Autor: Gaudium Press
Sección: Espiritualidad

Redacción (Lunes, 19-09-2011, Gaudium Press) Santo Tomás se pregunta si la envidia es pecado mortal. Para el Angélico: "La envidia es genéricamente pecado mortal" (Suma Teológica II- II q. 36, a. III) porque es contraria a la virtud de la caridad. El Aquinate explica que el género del pecado se deduce por su objeto:

Ahora, el objeto tanto de la caridad como de la envidia es el bien del prójimo, pero por movimientos contrarios; pues, la caridad se complace con este bien, al paso que la envidia con él se entristece, como de lo antedicho resulta. Por donde, es manifiesto que la envidia es, genéricamente, pecado mortal.

Entretanto, Santo Tomás (Suma Teológica II- II q. 36, a. III) recuerda que cada género de pecado encierra ciertos movimientos imperfectos de la sensualidad que no son propiamente pecados mortales: "así el género del adulterio, los primeros movimientos de la concupiscencia; y el homicidio, los primeros de la ira". De acuerdo con Ayala se trata de los llamados "primeros movimientos" no consentidos y que, en general, los teólogos no consideran como pecado por no ser ellos actos humanos plenamente conscientes y libres. Santo Tomás afirma que "tal envidia no es pecado mortal. Y semejante es la naturaleza de la envidia de los niños, que no tiene uso de la razón" (q. 36, a. III).

En consonancia con la doctrina tomista, se puede concluir que la envidia en su género es pecado mortal. Entretanto, por la imperfección de su acto, puede venir a ser pecado venial.

Si es vicio capital y cuáles son sus hijos

Santo Tomás se pregunta también si la envidia puede ser considerada como un vicio capital. Él responde refiriéndose a las razones que había dado para probar que la acedia es también vicio capital.

Para Santo Tomás, tanto la acedia como la envidia consisten en una tristeza. La acedia es considerada un vicio capital "por instar al hombre a realizar ciertas cosas para huir de la tristeza o para satisfacerla. Por donde, por la misma razón, la envidia es considerada vicio capital" (q. 36, a. IV).

Ayala afirma que, de acuerdo con la doctrina tomista, un vicio capital es aquel que es el principio de muchos otros pecados. Siendo así, se puede distinguir los vicios capitales y sus "hijos", o sea, los pecados que se originan a partir de este mismo vicio.

Santo Tomás, al comentar un texto de San Gregorio donde este enumera las hijos de la envidia - a saber: murmuración, detracción, odio, exultación por la adversidad, aflicción por la prosperidad -, resalta una interesante característica de este vicio capital:

En la envidia hay algo que ejerce la función de principio, algo que tiene el papel de medio y algo que desempeña el de fin. El principio consiste en el envidioso disminuir la gloria del otro; ocultamente, como es el caso de la murmuración; o manifiestamente, como se da con la detracción. El medio consiste en que, visando disminuir la gloria de otro, o lo consigue y, entonces, tiene lugar la exultación con las adversidades ajenas, o, no lo consigue y entonces es el caso de la aflicción con la prosperidad ajena. En cuanto al término, él consiste en el odio; pues así como el bien que deleita causa el amor, así la tristeza causa el odio, conforme dijimos (Suma Teológica II-II q. 36, a. IV).

El Angélico resalta que aunque la envidia no sea propiamente el más grave de los pecados, todavía cuando el demonio la sugiere, "induce al hombre a lo que le ocupaba principalmente el corazón. Pues como se dice en el mismo lugar, por vía de consecuencia, por envidia del diablo entró al mundo la muerte" (Suma Teológica II-II q. 36, a. IV).

Entretanto, Santo Tomás afirma que hay una envidia que puede ser considerada como uno de los más graves pecados, pues se vuelve contra el Espíritu Santo. Este pecado es llamado de envidia de la gracia fraterna.

Royo Marín explica que el Evangelio habla de ciertos pecados que no serán perdonados en este mundo ni en el otro, son estos los pecados contra el Espíritu Santo. El mismo autor afirma que: "Los pecados contra el Espíritu Santo son aquellos que se cometen con refinada malicia y desprecio formal de los dones sobrenaturales que nos alejarían directamente del pecado. Se llaman contra el Espíritu Santo porque son como blasfemias contra esta Divina Persona, a quien se atribuye nuestra santificación".

Santo Tomás (Suma Teológica II-II q. 36, a. IV) declara que esta envidia: "Nos lleva a entristecernos con el aumento mismo de la gracia de Dios y no solo, con el bien del prójimo. Por eso es considerada como pecado contra el Espíritu Santo; porque por ella, el hombre de cierto modo envidia al Espíritu Santo, glorificado en sus obras".

Por eso, Royo Marín nos advierte sobre el grado de maldad que se encierra en la naturaleza de esta falta, pues la envidia de la gracia fraterna:

Es uno de los pecados más satánicos que se pueden cometer, porque con él "no solamente se tie
ne envidia y tristeza del bien del hermano, sino de la gracia de Dios, que crece en el mundo" (Santo Tomás). Entristecerse con la santificación del prójimo es un pecado directo contra el Espíritu Santo, que concede benignamente los dones interiores de la gracia para la remisión de los pecados y santificación de las almas. Es el pecado de Satanás, a quien duele la virtud y santidad de los justos.

Por Inácio de Araújo Almeida

sábado, 17 de septiembre de 2011

Frase

El Señor es compasivo y misericordioso, lento a la ira y rico en clemencia.

Evangelio del día

2011-09-17 - Evangelio según San Lucas 8,4-15
Publicado 2011/09/17
Autor : Sagrada Biblia

Lo que cayó en tierra fértil son los que escuchan la Palabra con un corazón bien dispuesto, la retienen, y dan fruto gracias a su constancia.

Primera Carta de San Pablo a Timoteo 6,13-16

Yo te ordeno delante de Dios, que da vida a todas las cosas, y delante de Cristo Jesús, que dio buen testimonio ante Poncio Pilato: observa lo que está prescrito, manteniéndote sin mancha e irreprensible hasta la Manifestación de nuestro Señor Jesucristo, Manifestación que hará aparecer a su debido tiempo el bienaventurado y único Soberano, el Rey de los reyes y Señor de los señores, el único que posee la inmortalidad y habita en una luz inaccesible, a quien ningún hombre vio ni puede ver. ¡A él sea el honor y el poder para siempre! Amén.

Salmo 99

Sirvan al Señor con alegría, lleguen hasta él con cantos jubilosos. Reconozcan que el Señor es Dios: él nos hizo y a él pertenecemos; somos su pueblo y ovejas de su rebaño.

Entren por sus puertas dando gracias, entren en sus atrios con himnos de alabanza, alaben al Señor y bendigan su Nombre.

¡Qué bueno es el Señor! Su misericordia permanece para siempre, y su fidelidad por todas las generaciones.

Evangelio según San Lucas 8,4-15

Como se reunía una gran multitud y acudía a Jesús gente de todas las ciudades, él les dijo, valiéndose de una parábola: "El sembrador salió a sembrar su semilla. Al sembrar, una parte de la semilla cayó al borde del camino, donde fue pisoteada y se la comieron los pájaros del cielo.

Otra parte cayó sobre las piedras y, al brotar, se secó por falta de humedad.
Otra cayó entre las espinas, y estas, brotando al mismo tiempo, la ahogaron.
Otra parte cayó en tierra fértil, brotó y produjo fruto al ciento por uno". Y una vez que dijo esto, exclamó: "¡El que tenga oídos para oír, que oiga!".

Sus discípulos le preguntaron qué significaba esta parábola, y Jesús les dijo: "A ustedes se les ha concedido conocer los misterios del Reino de Dios; a los demás, en cambio, se les habla en parábolas, para que miren sin ver y oigan sin comprender.

La parábola quiere decir esto: La semilla es la Palabra de Dios. Los que están al borde del camino son los que escuchan, pero luego viene el demonio y arrebata la Palabra de sus corazones, para que no crean y se salven.

Los que están sobre las piedras son los que reciben la Palabra con alegría, apenas la oyen; pero no tienen raíces: creen por un tiempo, y en el momento de la tentación se vuelven atrás.

Lo que cayó entre espinas son los que escuchan, pero con las preocupaciones, las riquezas y los placeres de la vida, se van dejando ahogar poco a poco, y no llegan a madurar.

Lo que cayó en tierra fértil son los que escuchan la Palabra con un corazón bien dispuesto, la retienen, y dan fruto gracias a su constancia.

España: Radio María en la casa de los Heraldos de Huescar.





El sábado 3 de setiembre pasado, Radio María trasmitió el Rosario, desde la casa de los Heraldos del Evangelio, de Huéscar.
Los mismos jóvenes que frecuentan la casa, fueron los que dirigieron las oraciones que llegaron a toda España.

Mons. Jaime Fuentes en el Curso para nuevos Obispos en Roma

“Me enriquezco cada un día un poco más”

El Obispo de Minas, Mons. Jaime Fuentes, se encuentra en Roma participando del curso “Peregrinación a la tumba de San Pedro. Encuentro de reflexión para los nuevos obispos”, destinado a los Pastores nombrados en los últimos 12 meses.
Este curso es organizado, desde hace una década, por la Congregación para los Obispos y por la Congregación para las Iglesias Orientales, y junto a Mons. Fuentes se encuentran participando del mismo 118 Obispos de todo el mundo.
El Papa, al recibir ayer en audiencia a los nuevos Obispos en el Palacio Apostólico de C
astel Gandolfo, los llamó a “acoger” los nuevos movimientos y carismas en sus diócesis, para ayudar a los fieles en su camino de santificación.
Estos cursos fueron inaugurados durante el pontificado de Juan Pablo II, y se celebran siempre en el mes de septiembre con los obispos nombrados en los doce meses anteriores. Además, la visita a Roma supone también un acto de adhesión de los nuevos prelados al Sucesor de Pedro.
El Papa Benedicto XVI, en esta ocasión, quiso reflexionar sobre un aspecto del ministerio episcopal, y es el de discernir y acoger los “dones del Espíritu” que aparecen en sus diócesis, “para la edificación de la Iglesia”.
Según lo informado por ZENIT, El Papa hizo una pequeña reflexión sobre el sacerdocio ministerial, que tienen los obispos en plenitud, y el sacerdocio común de los fieles, explicando que el primero “se pone al servicio del sacerdocio común de los fieles, de su crecimiento espiritual y de su santidad”. “Por esta razón, los obispos tienen el deber de vigilar y actuar para que los bautizados puedan crecer en la gracia y según los carismas que el Espíritu Santo suscita en sus corazones y en sus comunidades”, subrayó el Papa.


El obispo es “signo visible de la unidad de su Iglesia particular”, y tiene el “deber de unificar y armonizar la diversidad carismática en la unidad de la Iglesia, favoreciendo la reciprocidad entre el sacerdocio jerárquico y sacerdocio bautismal”, concluyó el Papa.
Discurso del Papa Benedicto XVI en http://www.zenit.org/article-40386?l=spanish

Mons. Fuentes: “La Iglesia es un misterio”

El Pastor, ordenado Obispo el 28 de noviembre del pasado año, comparte en su blog (desdelverdun.org) sus impresiones sobre la Audiencia con el Santo Padre y en otro post anterior su experiencia del curso:
Post del 15 de setiembre
“Ver al Papa a cinco metros de distancia. Escuchar palabras suyas dirigidas a un grupo de personas del cual se forma parte. Saludarlo después personalmente unos segundos y percibir con certeza que, aunque seas uno más entre esas 119 personas que también se acercan, sabe perfectamente quién eres. Todo esto junto, hace que el día de hoy sea un día del todo especial, que termino con una profunda acción de gracias a Dios.
Lo que nos dijo el Papa esta mañana en el patio del palacio de Castelgandolfo se encuentra, resumido en http://www.news.va/es/news/los-obispos-deben-dar-ejemplo-con-la-santidad-de-s
Por mi parte, mañana leeré completo su discurso y lo meditaré despacio, despacio, como debe ser.
Al despedirse el Santo Padre, el cardenal Marc Ouellet, que está al frente del organismo que se encarga de los obispos y es nuestro anfitrión en estos días, nos invitó a pasar un momento al jardín del palacio pontificio. Nos sacamos fotos... Ha sido una jornada única. Habrá más información”.
Post del 11 de setiembre
“Escribo desde Roma: 32 grados temperatura ambiente y bastantes más por dentro. Creo que a cualquiera le pasaría lo mismo, después de lo que estamos viviendo 119 obispos de todo el mundo, reunidos en el curso Peregrinación a la tumba de San Pedro. Encuentro de reflexión para los nuevos obispos. (Los nombrados en el último año).

El shock de la peregrinación fue esta mañana, al terminar la Misa concelebrada en la Basílica de San Pedro, que estuvo presidida por el Cardenal Marc Ouellet. Bajamos entonces en procesión a la tumba del Apóstol y nos detuvimos delante de ella para rezar. Fue apenas un momento, porque la procesión debía seguir. Pero esos instantes bastaron para que entrara en el alma, con nuevo vigor, una realidad estremecedora que dura más de veinte siglos y produce una enorme alegría: la Iglesia es, antes que nada y sobre cualquier otra consideración, un misterio.
Esto empalma directamente con lo que adelanté en el post anterior, acerca de la visita que hice, en La Aguilera, al monasterio de Iesu Communio (pinchando aquí pueden encontrar algo de su historia http://www.franciscanos.es/index.php/noticias/32-noticias-osc/256-nace-iesu-communio , y también en Youtube las pueden conocer). Durante las horas que allí estuve, de una forma y otra, hablando y cantando, lo que esas chicas confesaban con desbordante alegría era que su vida tenía sentido porque se sabían hijas de la Iglesia. En consecuencia, es un misterio sin misterio que 208 jóvenes -edad media, 30; hay cola para ingresar- se hayan decidido a amar a Jesucristo entregándole lo único valioso, en definitiva, que uno tiene para entregar: la vida.
En fin, este ha sido un botón de muestra de las impresiones que me ha despertado la peregrinación de esta mañana a la tumba de San Pedro.
El Encuentro es intenso: oración solemnemente celebrada, dos conferencias por la mañana, una o dos por la tarde, intercambio de ideas... Me enriquezco cada un día un poco más”.

El "silencio de Dios" conduce a la "victoria de la fe", dice el Papa en la audiencia general

Publicado 2011/09/14
Autor : Gaudium Press

La audiencia general de hoy de mañana ocurrió en la Sala Pablo VI en el Vaticano. El Papa continúa residiendo en Castel Gandolfo

Ciudad del Vaticano (Miércoles, 14-09-2011, Gaudium Press) "La oración pide escucha y respuesta, solicita un contacto, busca una relación que pueda dar consuelo y salvación. Pero si Dios no responde, el grito de ayuda se pierde en el vacío y la soledad se torna insostenible". Fue la observación del Santo Padre en la audiencia general hecha hoy de mañana para las 8 mil personas presentes en la Sala Pablo VI, al reflexionar sobre el Salmo 22. El Salmo que habla sobre el grito del inocente perseguido y el silencio de Dios.

En el ciclo de las catequesis sobre la oración, Benedicto XVI presenta desde la semana pasada un ciclo sobre los salmos-oración. El Salmo 22, en forma de una larga composición poética presenta "una oración triste y emotiva, de una densidad humana y una riqueza teológica" de un inocente "perseguido y cercado por adversarios que quieren su muerte", sin embargo que no quiere abandonar la esperanza.

El grito "Mi Dios, mi Dios, porque me abandonaste" tiene una "fuerte implicación cristológica". El Papa observó que la denominación "mi" confirma "un extremo acto de confianza y de fe" que, a pesar de las dificultades el orante no pierde. Este grito del salmista "expresa toda la desolación del Mesías, Hijo de Dios, que está enfrentando el drama de la muerte, una realidad totalmente contrapuesta al Señor de la vida. Abandonado por casi todos los suyos, traicionado y renegado por los discípulos, cercado por quien lo insulta, Jesús está bajo el peso aplastante de una misión que debe pasar por la humillación y el aniquilamiento".

Jesús transforma la desesperación de la súplica en la "certeza de la gloria". "En su pasión - continuó el Papa - en la obediencia al Padre, el Señor Jesús atraviesa el abandono y la muerte para alcanzar la vida y donarla a todos los creyentes". El Salmo 22 nos enseña que Dios "no puede desmentirse". Él está siempre presente incluso cuando parece "ausente". Su "silencio" nos lleva a la "victoria de la fe" que "puede transformar la muerte en don de la vida, el abismo del dolor en fuente de esperanza".

En el saludo en portugués el Papa recordó la fiesta de "Exaltación de la Santa Cruz" deseando a los peregrinos de Brasil presentes que nos dejemos envolver "por la luz del misterio pascual, para reconocer el camino de la exaltación precisamente en la humillación, colocando toda nuestra esperanza en Dios, y así nuestro grito de ayuda se transformará en cántico de alabanza".

Gracias a la numerosa presencia de fieles, el Papa hizo la catequesis en el Vaticano, llegando en helicóptero de Castel Gandolfo, a donde volvió después de la audiencia general. Hoy, además de grupos de Brasil, estaban presentes también grupos de otros países latinoamericanos: Argentina, Chile, Colombia, México y Venezuela.

viernes, 16 de septiembre de 2011

Las diferentes cruces

Publicado 2011/09/15
Autor: Gaudium press
Sección: Espiritualidad

Redacción (Jueves, 15-09-2011, Gaudium Press) "Si alguien quiere seguirme, niéguese a sí mismo, tome su cruz y sígame. Porque quien quiera salvar su vida, la perderá; pero quien pierde la vida por amor a Mí y la Buena Noticia, la salvará" (Mc 8, 35).

Esta afirmación tan categórica exige de nuestra parte un especial análisis y degustación, por ser repetida, además, en los otros Evangelios (cf. Mt 10, 38-39; Lc 17, 33; Jo 12, 25). Aquí se encuentran las condiciones para ser verdaderos discípulos de Cristo.

1. "Si alguien quiere..." - Depende de nuestra libre voluntad. Esperar una gracia que realice en nosotros la plenitud de nuestra salvación, sin el menor concurso de nuestra voluntad, es confundir Redención con Creación, o la vida eterna con la natural. Esta invitación, evidentemente, debe recibir una respuesta afirmativa de nuestra parte. Y es indispensable que sea fervorosa, pertinaz y continua. No podemos olvidarnos un solo segundo de esta determinación.

2. "...niéguese a sí mismo..." - El origen de todos los pecados se encuentra en el amor desordenado a nosotros mismos, en detrimento de la verdadera caridad. Y el mejor remedio para esta terrible enfermedad es esa renuncia a nosotros mismos, para encontrarnos en Dios. Su primer grado consiste en el horror al pecado mortal, prefiriendo morir a consentir en esta aversión a Dios. El segundo dice respecto al pecado venial consciente y deliberado. El tercero incide sobre las imperfecciones y el amor propio, tan furtivo en inmiscuirse hasta en la práctica de las virtudes. Al progresar en este último grado, mayor se torna nuestra libertad interior, como también el gozo de la paz y de consuelos. Quien vive en lo opuesto a estos tres grados, o no entendió la grandeza de esta invitación, o conscientemente lo rechazó.

3. "...tome su cruz..." - ¡Hay cruces y cruces! Las extraordinarias se presentan delante de nosotros en épocas de persecución religiosa. Son los suplicios y la propia muerte. Debemos enfrentarlos tal cual lo hicieron Jesús y todos los mártires, jamás renegando nuestra fe.

Otras habrá que son comunes a todos los tiempos. Gran parte de ellas no son buscadas por nosotros, sino indeseadas, como por ejemplo, las enfermedades, las debilidades de la ancianidad, los rigores del clima, etc. Otras, también, son oriundas del acaso: las pérdidas financieras, las desgracias, los contratiempos, la pobreza, la incomprensión y el odio gratuito de parte de los otros, persecuciones, injusticias. A veces, son los efectos de nuestro propio carácter, temperamento, inclinaciones, etc.

¡Cómo son numerosas las cruces que surgen a lo largo de nuestra vida!... No las podemos evitar; al contrario, tenemos obligación de cargarlas. Y la experiencia nos muestra cómo ellas se vuelven más pesadas sobre nuestros hombros cuando las portamos entre lloriqueos y gemidos, o, peor aún, si contra ellas nos revelamos. Además, en estos casos disminuimos, o hasta perdemos, los correspondientes méritos.

Por último, están también las cruces escogidas libremente por nosotros. Abrazar la vía del matrimonio, o la de una comunidad religiosa, o todavía la de laico soltero viviendo cristianamente en el mundo, significa comprender y desear todos los sufrimientos que son correlatos a cada situación. El cumplimiento perfecto de cada una de las exigencias del respectivo estado de vida, la subordinación de las pasiones, el freno de los caprichos, la privación de estas o de aquellas comodidades, etc., constituyen un campo florido de cruces, inherentes al camino elegido por nuestra deliberación. Sin contar la aridez, el aburrimiento, el disgusto que de tiempos en tiempos nos asaltan a lo largo del camino recorrido por nosotros, y sin vuelta atrás. Pero si nuestra decisión fue consciente y, sobre todo, si tuvo origen en un soplo del Espíritu Santo, jamás nos debemos arrepentir. Muy al contrario, llenémonos de ánimo y hasta de entusiasmo, dando pasos firmes rumbo a la meta final de nuestra salvación.

4. "... y sígame" - Si empleásemos lo mejor de nuestros esfuerzos, practicando los mayores sacrificios para cargar nuestra cruz, pero en un camino diferente del trazado por Jesús, ¡no bastaría! Es preciso abrazar la propia cruz, "por Él, con Él y en Él". En la contemplación de los padecimientos de la Pasión de Cristo, encontraré las energías para cargar mi propia cruz.
En cuanto a perder o salvar la vida, comenta el P. Andrés Fernández Truyols SJ: "Lo que el Maestro quiere gravar en el corazón de sus oyentes es que debemos estar dispuestos a pasar por todo, incluso la muerte, desde que sea para salvar el alma. Porque de nada sirve al hombre ganar todo el mundo si, al final, viene a perder su alma, o sea, si no alcanza la salvación eterna" (1).

Por Mons. João S. Clá Dias, EP

1) Vida de Nuestro Señor Jesucristo, BAC, Madrid, 1954, vol. III, p. 369.

El Santo nombre de María

El nombre de María, es nombre de salvación para los regenerados, señal de todas las virtudes, honra de castidad; es el sacrificio agradable a Dios; es la virtud de la hospitalidad; es la escuela de santidad;
es, por fin, un nombre completamente maternal (San Pedro Crisólogo).


Para leer el artículo completo haz click aquí

Evangelio del día

2011-09-16 - Evangelio según San Lucas 8,1-3
Publicado 2011/09/16
Autor : Sagrada Biblia

¿Por qué voy a temer en los momentos de peligro, cuando me rodea la maldad de mis opresores, de esos que confían en sus riquezas y se jactan de su gran fortuna?

Primera Carta de San Pablo a Timoteo 6,2c-12

Y si sus dueños son creyentes, que no los respeten menos por el hecho de ser hermanos. Al contrario, que pongan mayor empeño en servirlos, porque así benefician a hermanos queridos en la fe. Enseña todo esto, e insiste en ello.

Si alguien enseña otra cosas y no se atiene a los preceptos saludables de nuestro Señor Jesucristo, ni a la doctrina que es conforme a la piedad, es un ignorante y un orgulloso, ávido de discusiones y de vanas polémicas. De allí nacen la envidia, la discordia, los insultos, las sospechas malignas y los conflictos interminables, propios de hombres mentalmente corrompidos y apartados de la verdad, que pretenden hacer de la piedad una fuente de ganancias.

Sí, es verdad que la piedad reporta grandes ganancias, pero solamente si va unida al desinterés. Porque nada trajimos cuando vinimos al mundo, y al irnos, nada podremos llevar. Contentémonos con el alimento y el abrigo.

Los que desean ser ricos se exponen a la tentación, caen en la trampa de innumerables ambiciones, y cometen desatinos funestos que los precipitan a la ruina y a la perdición. Porque la avaricia es la raíz de todos los males, y al dejarse llevar por ella, algunos perdieron la fe y se ocasionaron innumerables sufrimientos.

En lo que a ti concierne, hombre Dios, huye de todo esto. Practica la justicia, la piedad, la fe, el amor, la constancia, la bondad. Pelea el buen combate de la fe, conquista la Vida eterna, a la que has sido llamado y en vista de la cual hiciste una magnífica profesión de fe, en presencia de numerosos testigos.

Salmo 48

¿Por qué voy a temer en los momentos de peligro, cuando me rodea la maldad de mis opresores, de esos que confían en sus riquezas y se jactan de su gran fortuna?

No, nadie puede rescatarse a sí mismo ni pagar a Dios el precio de su liberación, para poder seguir viviendo eternamente sin llegar a ver el sepulcro: el precio de su rescate es demasiado caro, y todos desaparecerán para siempre.

No te preocupes cuando un hombre se enriquece o aumenta el esplendor de su casa: cuando muera, no podrá llevarse nada, su esplendor no bajará con él. Aunque en vida se congratulaba, diciendo: "Te alabarán porque lo pasas bien", igual irá a reunirse con sus antepasados, con esos que nunca verán la luz.

Evangelio según San Lucas 8,1-3

espués, Jesús recorría las ciudades y los pueblos, predicando y anunciando la Buena Noticia del Reino de Dios. Lo acompañaban los Doce y también algunas mujeres que habían sido curadas de malos espíritus y enfermedades: María, llamada Magdalena, de la que habían salido siete demonios; Juana, esposa de Cusa, intendente de Herodes, Susana y muchas otras, que los ayudaban con sus bienes.

Frase

El Señor es nuestro Dios, Él gobierna toda la tierra con infinita sabiduría.

sábado, 10 de septiembre de 2011

Evangelio del día

2011-09-10 - Evangelio según San Lucas 6,43-49
Publicado 2011/09/10
Autor : Sagrada Biblia

¡Al Rey eterno y universal, al Dios incorruptible, invisible y único, honor y gloria por los siglos de los siglos! Amén.

Primera Carta de San Pablo a Timoteo 1,15-17

Es doctrina cierta y digna de fe que Jesucristo vino al mundo para salvar a los pecadores, y yo soy el peor de ellos.
Si encontré misericordia, fue para que Jesucristo demostrara en mí toda su paciencia, poniéndome como ejemplo de los que van a creer en él para alcanzar la Vida eterna.

¡Al Rey eterno y universal, al Dios incorruptible, invisible y único, honor y gloria por los siglos de los siglos! Amén.

Salmo 112

¡Aleluya! Alaben, servidores del Señor, alaben el nombre del Señor.
Bendito sea el nombre del Señor, desde ahora y para siempre.
Desde la salida del sol hasta su ocaso, sea alabado el nombre del Señor.
El Señor está sobre todas las naciones, su gloria se eleva sobre el cielo.

¿Quién es como el Señor, nuestro Dios, que tiene su morada en las alturas, y se inclina para contemplar el cielo y la tierra? El levanta del polvo al desvalido, alza al pobre de su miseria,

Evangelio según San Lucas 6,43-49

No hay árbol bueno que dé frutos malos, ni árbol malo que dé frutos buenos: cada árbol se reconoce por su fruto. No se recogen higos de los espinos ni se cosechan uvas de las zarzas.

El hombre bueno saca el bien del tesoro de bondad que tiene en su corazón. El malo saca el mal de su maldad, porque de la abundancia del corazón habla la boca. ¿Por qué ustedes me llaman: 'Señor, Señor', y no hacen lo que les digo?

Yo les diré a quién se parece todo aquel que viene a mí, escucha mis palabras y las practica. Se parece a un hombre que, queriendo construir una casa, cavó profundamente y puso los cimientos sobre la roca. Cuando vino la creciente, las aguas se precipitaron con fuerza contra esa casa, pero no pudieron derribarla, porque estaba bien construida.

En cambio, el que escucha la Palabra y no la pone en práctica, se parece a un hombre que construyó su casa sobre tierra, sin cimientos. Cuando las aguas se precipitaron contra ella, en seguida se derrumbó, y el desastre que sobrevino a esa casa fue grande".

Heraldos del Evangelio realizan en Brasil "Música en las Parroquias"

Publicado 2011/09/09
Autor: Gaudium Press
Sección: América

Juiz de Fora (Viernes, 09-09-2011, Gaudium Press) Los Heraldos del Evangelio realizan en la Arquidiócesis de Juiz de Fora, Minas Gerais, Brasil, un proyecto cultural con el objetivo de integrar a los jóvenes fieles de la comunidad. Se trata de "Música en las Parroquias", en el cual la asociación religiosa ofrece clases gratuitas de música vocal e instrumental y formación inicial de coros a los catequizados.

La Parroquia San Mateo fue la primera comunidad de la arquidiócesis minera en recibir el proyecto realizado por los Heraldos. Los jóvenes catequizados que demostraron interés por la iniciativa tuvieron, en primer lugar, clases de música para, posteriormente, entrar al coro local. Las clases tuvieron tanto éxito que los participantes ya se están presentando en matrimonios, según la Arquidiócesis de Juiz de Fora.

Además de clases de música, los jóvenes de San Mateo, también están recibiendo clases de teatro.

La próxima comunidad en recibir el proyecto será la Parroquia San Geraldo, del barrio Teixeiras.

Documento sinodal arquidiocesano

Los proyectos culturales desarrollados por los Heraldos del Evangelio con el objetivo de evangelizar a los jóvenes fueron implementados inicialmente en las escuelas públicas de la ciudad de Juiz de Fora. Solamente ahora, la iniciativa comenzó a ser difundida en las parroquias. Esto sucedió, de acuerdo con el superior de la casa de los Heraldos en Juiz de Fora, Francisco Magnos Fernandes da Silva, después del estudio del documento sinodal arquidiocesano, que dice que "es preciso motivar a los jóvenes y atraerlos a la vida misionera, utilizando el arte".

Presentación del libro “Ética empresarial y laboral. Los fundamentos y su aplicación”, del Pbro. Dr. Omar França-Tarragó

El miércoles 21 de setiembre tendrá lugar la presentación del libro “Ética empresarial y laboral. Los fundamentos y su aplicación”, del Pbro. Dr. Omar França-Tarragó.

Se trata del primer libro de producción íntegramente uruguaya que abarca de forma sistemática los principales temas vinculados a la Ética Empresarial y laboral, y especialmente destinado a directivos de empresas y a profesionales del ámbito económico-empresarial. El libro tiene un importante desarrollo conceptual de la Responsabilidad Social Empresarial.

La presentación del libro tendrá lugar a las 19 hs, en la Sala Francisco Bauzá.

La familia, bien necesario e imprescindible para toda la sociedad

Publicado 2011/09/05
Autor: Gaudium Press
Sección: Espiritualidad

Redacción (Lunes, 05-09-2011, Gaudium Press) La familia es un bien necesario e imprescindible para toda la sociedad, núcleo y realidad natural, fundamento de la propia sociedad, y tiene el derecho de ser protegida y reconocida por la sociedad y el Estado. Ella tiene una dimensión social única, por su naturaleza, puesto que la procreación se sitúa como principio "genético" de la sociedad, como lugar primario de transmisión y cultivo de valores y, consecuentemente, como principio de la cultura y garantía de la propia sobrevivencia de la sociedad. Podemos decir con toda seguridad que el matrimonio tiene sus propias leyes, no dependiendo del arbitrio de las personas o la sociedad. No es un fenómeno meramente cultural y dependiente del "sentir" subjetivo de la época actual, sino que tiene como fundamento al propio Dios.

Es preciso tener presente que la estabilidad del matrimonio y la familia no está exclusivamente confiada a la intención y la buena voluntad de los implicados; él tiene un carácter institucional, adquiere carácter público, inclusive después del reconocimiento jurídico por parte del Estado. Está en causa la propia dignidad del generado; ser el fruto de uniones íntimas permanentes, provenir de padres unidos, estabilidad ésta que debe ser del interés de todos, sobre todo velando por estos que son los más débiles: los hijos.

"Con el matrimonio se asumen públicamente, mediante el pacto de amor conyugal, todas las responsabilidades del vínculo establecido. De esta asunción pública de responsabilidades resulta un bien no solo para los propios cónyuges e hijos en su crecimiento afectivo y formativo, sino también para los otros miembros de la familia. De esta forma, la familia que tiene por base el matrimonio es un bien fundamental y precioso para la sociedad entera, cuyos entrelaces más firmes están bajo los valores que se manifiestan en las relaciones familiares que encuentran su garantía en el matrimonio estable. El bien generado por el matrimonio es básico para la propia Iglesia, que reconoce en la familia la "Iglesia doméstica" (Lumen gentium n.11, Decr. Apostolicam auctositatem, n.11). Todo eso se ve comprometido con el abandono de la institución matrimonial implícito en las uniones de hecho".1

Por el P. Álvaro Mejía Londoño, EP

jueves, 8 de septiembre de 2011

Santo del día

Natividad de la Santísima Virgen
Publicado 2011/09/08
Autor : Catholic.net

Fiesta, 8 de septiembre.

Un anticipo y anuncio inmediato de la redención obrada por Jesucristo es el nacimiento de su Madre la Virgen María, concebida sin mancha de pecado, llena de gracia y bendita entre todas las mujeres.

En Jerusalén, en la Iglesia de Santa Ana. La primera fuente de la narración del nacimiento de la Virgen es el apócrifo Protoevangelio de Santiago, que coloca el nacimiento de la Virgen en Jerusalén, en el lugar en que debió existir una basílica en honor a la María Santísima, junto a la piscina probática, según cuentan diversos testimonios entre los años 400 y 600. Después del año 603 el patriarca Sofronio afirma que ése es el lugar donde nació la Virgen. Posteriormente, la arqueología ha confirmado la tradición.

La fiesta de la Natividad de la santísima Virgen surgió en oriente, y con mucha probabilidad en Jerusalén, hacia el s. v. Allí estaba siempre viva la tradición de la casa natalicia de María. La fiesta surgió muy probablemente como dedicación de una iglesia a María, junto a la piscina probática; tradición que se relaciona con el actual santuario de Santa Ana.

Evangelio del día

2011-09-08 - Evangelio según San Mateo 1,1-16.18-23
Publicado 2011/09/08
Autor : Sagrada Biblia

El se mantendrá de pie y los apacentará con la fuerza del Señor, con la majestad del nombre del Señor, su Dios. Ellos habitarán tranquilos, porque él será grande hasta los confines de la tierra.

Libro de Miqueas 5,1-4a

Y tú, Belén Efratá, tan pequeña entre los clanes de Judá, de ti me nacerá el que debe gobernar a Israel: sus orígenes se remontan al pasado, a un tiempo inmemorial. Por eso, el Señor los abandonará hasta el momento en que dé a luz la que debe ser madre; entonces el resto de sus hermanos volverá junto a los israelitas.

El se mantendrá de pie y los apacentará con la fuerza del Señor, con la majestad del nombre del Señor, su Dios. Ellos habitarán tranquilos, porque él será grande hasta los confines de la tierra.

¡Y él mismo será la paz! Si Asiria invade nuestro país y pisa nuestros palacios, le opondremos siete pastores y ocho príncipes del pueblo.

Salmo 12

Yo confío en tu misericordia: que mi corazón se alegre porque me salvaste. ¡Cantaré al Señor porque me ha favorecido!
Yo confío en tu misericordia: que mi corazón se alegre porque me salvaste. ¡Cantaré al Señor porque me ha favorecido!
Yo confío en tu misericordia: que mi corazón se alegre porque me salvaste. ¡Cantaré al Señor porque me ha favorecido!
Yo confío en tu misericordia: que mi corazón se alegre porque me salvaste. ¡Cantaré al Señor porque me ha favorecido!

Evangelio según San Mateo 1,1-16.18-23

Genealogía de Jesucristo, hijo de David, hijo de Abraham: Abraham fue padre de Isaac; Isaac, padre de Jacob; Jacob, padre de Judá y de sus hermanos. Judá fue padre de Fares y de Zará, y la madre de estos fue Tamar. Fares fue padre de Esrón; Esrón, padre de Arám; Arám, padre de Aminadab; Aminadab, padre de Naasón; Naasón, padre de Salmón.

Salmón fue padre de Booz, y la madre de este fue Rahab. Booz fue padre de Obed, y la madre de este fue Rut. Obed fue padre de Jesé; Jesé, padre del rey David. David fue padre de Salomón, y la madre de este fue la que había sido mujer de Urías.

Salomón fue padre de Roboám; Roboám, padre de Abías; Abías, padre de Asá; Asá, padre de Josafat; Josafat, padre de Jorám; Jorám, padre de Ozías.

Ozías fue padre de Joatám; Joatám, padre de Acaz; Acaz, padre de Ezequías; Ezequías, padre de Manasés. Manasés fue padre de Amón; Amón, padre de Josías; Josías, padre de Jeconías y de sus hermanos, durante el destierro en Babilonia.

Después del destierro en Babilonia: Jeconías fue padre de Salatiel; Salatiel, padre de Zorobabel; Zorobabel, padre de Abiud; Abiud, padre de Eliacím; Eliacím, padre de Azor.

Azor fue padre de Sadoc; Sadoc, padre de Aquím; Aquím, padre de Eliud; Eliud, padre de Eleazar; Eleazar, padre de Matán; Matán, padre de Jacob. Jacob fue padre de José, el esposo de María, de la cual nació Jesús, que es llamado Cristo.

Este fue el origen de Jesucristo: María, su madre, estaba comprometida con José y, cuando todavía no habían vivido juntos, concibió un hijo por obra del Espíritu Santo. José, su esposo, que era un hombre justo y no quería denunciarla públicamente, resolvió abandonarla en secreto.

Mientras pensaba en esto, el Angel del Señor se le apareció en sueños y le dijo: "José, hijo de David, no temas recibir a María, tu esposa, porque lo que ha sido engendrado en ella proviene del Espíritu Santo. Ella dará a luz un hijo, a quien pondrás el nombre de Jesús, porque él salvará a su Pueblo de todos sus pecados".

Todo esto sucedió para que se cumpliera lo que el Señor había anunciado por el Profeta: La Virgen concebirá y dará a luz un hijo a quien pondrán el nombre de Emanuel, que traducido significa: "Dios con nosotros".

Frase

Dichosos los mansos y humildes de corazón, porque esos van a heredar la tierra.

Dios siempre responde a nuestras dificultades y sufrimientos, basta saber reconocer su presencia y voluntad, dice el Papa en la audiencia general

Publicado 2011/09/07
Autor : Gaudium Press

Benedicto XVI retomó hoy las audiencia generales en la Plaza de San Pedro. El regresará de forma definitiva al Vaticano en octubre

Ciudad del Vaticano (Miércoles, 07-09-2011, Gaudium Press) Bajo una cálida bienvenida y los ritmos vivos de la música interpretada por la Orquesta Sinfónica Juvenil "Batuta" de Colombia, Benedicto XVI reanudó esta mañana las audiencias generales en la Plaza de San Pedro, en el Vaticano. Hablando de "la escuela de oración" el Papa hoy propuso reflexionar sobre los Salmos, "libro de plegaria por Excelencia", comenzando con el Salmo 3, en el que "cada hombre puede reconocer aquellos sentimientos de dolor, de amargura y junto, la confianza en Dios" .

Después del verano Europeo, el Santo Padre que aún permanecerá durante septiembre en el Palacio de los Papas de Castel Gandolfo, retoma el ritmo habitual de las audiencia generales en el Vaticano. Del Castillo viene y regresa al final de la audiencia en helicóptero. Esta mañana, bajo hermoso sol y acompañado de la música colombiana, el Pontífice recorrió los diferentes sectores para saludar a los peregrinos presentes en la Plaza de San Pedro.

Esta mañana, a la asistencia de 11 000 personas, incluyendo muchos grupos de América Latina, el Papa ofreció una meditación sobre el Salmo 3, que presenta un grito invocante a Dios en las dificultades de la vida en el enfrentamiento con los enemigos. Dios escucha y responde al grito, observó el Santo Padre; Él "es ayuda, protección, salvación, como escudo que protege al que a él se confía y Él le hace levantar la cabeza", especialmente en tiempos en que las agresiones amenazan con la pérdida de fe en el hombre.

La importancia de la oración es "la certeza de la presencia de Dios." Este salmo puede ser de ayuda en nuestras dificultades. "En el dolor -propuso el Papa- en el peligro, en la amargura de la incomprensión y de la ofensa, las palabras del Salmo abren nuestro corazón a la certeza confrontante de la fe. Dios está siempre cerca, también en las dificultades, en los problemas, en la oscuridad de la vida, escucha, responde y salva a su manera". El hombre debe "saber reconocer su presencia y aceptar sus caminos".

"La oración expresa la seguridad de una presencia divina, en la que el Señor nos regala la fe, viene en ayuda de neustra debilidad y nos hace capaces de creer y de orar en la angustia, en la noche oscura, en la duda o en los largos días del dolor, abandonándonos a Aquel que es nuestro escudo y nuestra gloria" - continuó Benedicto XVI en el saludo en español a los peregrinos presentes de Argentina, Colombia, Venezuela, El Salvador y otros países latinoamericanos, y agregó en portugués a los brasileños presentes que "Dios está siempre cerca, incluso en los períodos negros de la vida. Pero es preciso saber reconocer su presencia y aceptar sus caminos como hizo Jesús en el Golgota. E incluso cuando parece, a los ojos de los impíos, que Dios no intervino porque dejó a su Hijo morir en la Cruz, es entonces que se manifiesta, para todos los creyentes, la verdadera gloria y la realización definitiva de la salvación".

Apostolado del Oratorio


Publicado 2009/05/06
Autor : Redacción

¿En qué Consiste? ¿Qué se hace al recibir el Oratorio? ¿Qué es un coordinador? ¿Ud. quiere recibir a la Virgen en su hogar, que nazca el Niño Dios y reine en su familia?

El Apostolado del Oratorio tiene como objetivo – atendiendo el llamado insistente del Papa Juan Pablo II – que instó a toda la Iglesia a remar mar adentro "Duc in Altum " en las aguas del apostolado, ayudar de forma muy especial a los obispos, párrocos, religiosos, religiosas y laicos en el esfuerzo de la nueva evangelización.
Quien lo promueve es la asociación privada internacional de fieles de derecho pontificio Heraldos del Evangelio.

De modo especial, trabaja para que los católicos no practicantes pasen a participar de la vida eclesial en sus parroquias. Esta campaña, se empeña en beneficiar no solamente a individuos,sino especialmente a las familias.

¿En qué Consiste?

Básicamente, consiste en formar grupos de treinta familias y hacer peregrinar por sus casas un oratorio del Inmaculado Corazón de María, tal cual Ella apareció en Fátima.

¿Qué se hace al recibir el Oratorio?

Cada familia recibirá el Oratorio en su hogar todos los meses, en un día determinado, en organización con el Coordinador del Grupo. En este día, invitará amigos, parientes y vecinos, para que juntos, hagan una lectura de un trecho del evangelio, unos minutos de reflexión, recen el rosario y consagren la familia al Inmaculado Corazón de María.

¿Qué es un coordinador?

Es la persona encargada de formar un grupo de treinta familias y coordinar, la peregrinación del Oratorio de casa en casa. Puede ser una señora, un señor, un joven. Mejor aún, si es un matrimonio.

Todos, se conmueven con la narración de San José, recorriendo la ciudad de Belén de Judá, buscando un techo donde la Virgen pudiese cobijarse y dar a luz a su Hijo. Él va de puerta en puerta, recibiendo un frío rechazo, muchas veces descortés:

— No, aquí no hay lugar.

Lleno de aflicción, San José recuerda una gruta en la cual acostumbraba jugar cuando era niño. Rápidamente la lleva allá y en esta gruta nace el Niño Jesús, Señor del Universo.

Cada coordinador repite lo que hizo San José, recorriendo las calles de las ciudades preguntando de casa en casa:

— ¿Ud. quiere recibir a la Virgen en su hogar, que nazca el Niño Dios y reine en su familia?

En nuestro país, por la gracia de Dios muchísimas familias han respondido:

- ¡Sí! Queremos... y esperamos que mañana, Ella nos reciba en el Cielo.

Benditas las personas escogidas por Nuestra Señora para esta sublime misión de acoger todos los meses en su hogar el Oratorio del Inmaculado Corazón de María! Donde entra la Madre de Dios viene siempre con Ella su Divino Hijo, trayendo la paz, la unión de las familias, ayuda a todas las necesidades, y sobretodo las gracias para llevar una buena vida y alcanzar el Cielo.

Como está dicho en el evangelio, ellas recibirán el céntuplo en esta tierra y una gran recompensa en el cielo.

sábado, 3 de septiembre de 2011

“El Dios de nuestra fe no es un ser lejano”

Considera lo más hermoso y grande de la tierra..., lo que place al entendimiento y a las otras potencias..., y lo que es recreo de la carne y de los sentidos... Y el mundo, y los otros mundos, que brillan en la noche: el Universo entero. -Y eso, junto con todas las locuras del corazón satisfechas..., nada vale, es nada y menos que nada, al lado de ¡este Dios mío! -¡tuyo!- tesoro infinito, margarita preciosísima, humillado, hecho esclavo, anonadado con forma de siervo en el portal donde quiso nacer, en el taller de José, en la Pasión y en la muerte ignominiosa... y en la locura de Amor de la Sagrada Eucaristía. (Camino, 432)

2000/09/02
Es preciso adorar devotamente a este Dios escondido: es el mismo Jesucristo que nació de María Virgen; el mismo que padeció, que fue inmolado en la Cruz; el mismo de cuyo costado traspasado manó agua y sangre.

Este es el sagrado convite, en el que se recibe al mismo Cristo; se renueva la memoria de la Pasión y, con El, el alma trata íntimamente a su Dios y posee una prenda de la gloria futura. La liturgia de la Iglesia ha resumido, en breves estrofas, los capítulos culminantes de la historia de ardiente caridad, que el Señor nos dispensa.

El Dios de nuestra fe no es un ser lejano, que contempla indiferente la suerte de los hombres: sus afanes, sus luchas, sus angustias. Es un Padre que ama a sus hijos hasta el extremo de enviar al Verbo, Segunda Persona de la Trinidad Santísima, para que, encarnándose, muera por nosotros y nos redima. El mismo Padre amoroso que ahora nos atrae suavemente hacia El, mediante la acción del Espíritu Santo que habita en nuestros corazones. (Es Cristo que pasa, 84)

Frase

Tienen que estar preparados para saber dar razón de sus creencias y de su esperanza.

Ancona se prepara para recibir al Papa

Publicado 2011/09/02
Autor : Gaudium Press

La ciudad italiana acogerá el XXV Congreso Eucarístico Nacional que tendrá su cierre marcado por la Santa Misa presidida por el Pontífice

Ancona (Viernes, 02-09-2011, Gaudium Press) La ciudad costera de Ancona, Italia, ya se prepara para recibir el XXV Congreso Eucarístico Nacional que sucederá entre el 3 y 11 de septiembre. El Papa Benedicto XVI estará en la ciudad en el último día del evento para presidir la Santa Misa de cierre.

En el puerto de Ancona, una gran cruz está colgada y dos velas blancas de barcos colocadas sobre el lugar donde el Pontífice celebrará la misa, en la región de Fincantieri. Las velas simbolizan el mar y el trabajo del puerto.

Según la Defensa Civil local, en los ocho días del congreso deben pasar por Ancona cerca de 300 mil peregrinos, de los cuales 65 mil y 70 mil participarán de la misa final con Benedicto XVI.

Estarán reunidos para la ocasión cerca de 200 obispos, muchos de los cuales serán hospedados en un navío atracado en el puerto de Ancona.

El tema del encuentro será "Eucaristía para la vida cotidiana" y envolverá todas las diócesis metropolitanas, con jornadas articuladas en torno a cinco temas: afectividad, fragilidad, trabajo y fiesta, tradición y ciudadanía.

Durante el día de apertura estarán presentes el presidente de la Conferencia Episcopal Italiana (CEI), Mons. Angelo Bagnasco, y el prefecto emérito de la Congregación para los Obispos, el Cardenal Giovanni Battista Re.

Además de los encuentros y debates, habrá también un concierto de Giovanni Allevi el 4 de septiembre, en Mole Vanvitelliana, y una muestra cuyo tema será "Eucaristía a la Mesa del Señor", con obras primas de Rafael y Giovanni Battista Tiepolo entre las más de 100 obras, pinturas y objetos litúrgicos expuestos.

jueves, 1 de septiembre de 2011

El Sacramento de la Eucaristía

Publicado 2011/08/18
Autor: Gaudium Press
Sección: Espiritualidad

Redacción (Jueves, 18-08-2011, Gaudium Press) La Eucaristía es la cumbre de la religión y la consumación de lo Sagrado. Es el sacramento de los sacramentos, el más excelente de todos. Es la perfección de las perfecciones, porque contiene la perfección suprema y la fuente de todas las gracias: Jesucristo.

El pecado del hombre suscitó la encarnación. Dios se hizo hombre, máximo amor de Dios en vez de máximo castigo. La Eucaristía prolonga la encarnación y sus beneficios de redención y mediación. Cristo está entre nosotros con presencia real.

En la Eucaristía recibimos no solamente un auxilio de Dios, sino al propio Dios hecho pan de misericordia y alimento en nuestra peregrinación terrenal, pues nada es tan propio de la caridad como comunicarse íntimamente con el amado y celebrarlo con una cena o comida. La Eucaristía es el máximo banquete de Cristo con los hombres.

Dios instituyó este sacramento bajo las especies del pan y el vino para poder comunicarse íntimamente con nosotros en forma de alimento transformándonos en Él y
haciéndonos uno con Él.

Cristo obra en nuestra naturaleza sin destruirla, sino perfeccionándola, revistiéndonos interiormente de su poder, dándonos la fuerza divina que necesitamos para conseguir la vida eterna.

Y de la asimilación de este alimento divino brota la gracia, que nos da la posibilidad de obrar y de tener méritos en el orden sobrenatural, haciéndonos capaces de alcanzar la vida eterna. Hace también brotar todas las virtudes morales que enriquecen nuestra capacidad y la sobrenaturalizan.

El efecto de este sacramento es la caridad, no solamente como hábito, sino también como acto. Comulgamos todas las virtudes del alma de Cristo y especialmente su amor. Por la virtud de este sacramento se hace una cierta transformación del hombre en Cristo por el amor.

El sacerdote al pronunciar las palabras de la consagración, da lugar a la misteriosa transubstanciación. Toda la substancia del pan y el vino se convierte en la substancia del cuerpo y la sangre de Cristo. Del pan y el vino quedan solamente los accidentes. En la eucaristía es el propio Cristo que se hace presente, el mismo Cristo que nos cuentan los Evangelios y que vive ahora glorioso, sentado a la derecha del Padre. Independiente de nuestra fe, voluntad o imaginación, aunque no lo honremos, es Él quien está allí. No solo como una señal como la bandera lo es para la patria, no solo con su virtud o gracia, como en la administración del bautismo o confirmación. Él está realmente presente en cuerpo, sangre, alma y divinidad.

¿Qué nos pide Él en la Eucaristía? Él nos pide que permanezcamos en su amor (Jn, 15,9). Que seamos fieles a Él y que nos aproximemos a la Eucaristía de forma digna, atenta y devota para que ella sea verdaderamente este viático que nos lleva al cielo. Por eso pidamos de rodillas delante del sagrario para que Cristo Eucarístico mantenga encendido en nuestras almas el fuego de la caridad y que haga nuestra alma semejante a vuestra.

Por Inácio Almeida

El arte es una puerta abierta para el infinito

video


En la Audiencia general de este miércoles, el Papa BenedictoXVI dijo que el arte es capaz de expresar y tornar visible la necesidad humanade ir más allá de lo que se ve y muestra la sed y la búsqueda del infinito.

Santo del día

San Josué
Publicado 2011/09/01
Autor : Catholic.net

Patriarca del A.T., Septiembre 1

Martirologio Romano: Conmemoración de san Josué, hijo de Nun, siervo del Señor, que al recibir la imposición de manos por Moisés, fue lleno del espíritu de sabiduría, y a la muerte de Moisés introdujo de modo maravilloso al pueblo de Israel, cruzando el Jordán, en la tierra de promisión (Jos, 1, 1).Muerto Moisés, Josué es el capitán que introducirá a su gente Tierra Prometida. Ya era la hora de poseer la tierra que Dios prometió a los israelitas al sacarlos de Egipto. Han pasado cuarenta años. Es un pueblo joven el que está en las proximidades de Canán. Son los hijos de los que Yavé sacó con mano poderosa. Se han curtido en el desierto inhóspito donde han vivido del mimo de Dios y presenciando a diario sus grandezas. Tienen esculpida en su alma la idea de que sólo en la fidelidad a la Alianza tienen garantía de la protección
de Dios.

Josué es un varón pletórico de fe y casto, joven y fuerte, que mantiene la seguridad de que será Dios quien vencerá a los poderosos habitantes de la tierra que se les da en posesión. Tienen que pelearla, pero sólo Dios les dará la victoria.

Jericó es la plaza fuerte que les abrirá las puertas a la conquista. Posee murallas duras y sus habitantes están aprestados a defenderla.

Es Dios quien habla ahora con Josué, como antes lo hiciera con Moisés, dándole instrucciones para la empresa. No se le pedirá pasividad, sino una disposición absoluta al misterio. La táctica guerrera sugerida es la más impensada y la menos descrita en las praxis de la guerra: hay que dar vueltas a la ciudad, cantando y tocando las trompetas. Así se caerán las potentes murallas de defensa.

Sin un "pero" de Josué y con la presteza originada por la fe sucede como Dios dice. Y es que Dios se ríe de las encuestas, la lógica humana se ve superada en su potencia y las estadísticas de los hombres se tornan enanas en su presencia. Sin embargo, la fe hace que se derriben las más altas murallas de la tierra.

Frase

En ti, Señora, he puesto todas mis esperanzas; y fijos en ti mis ojos, porque de vuestra bondad espero mi salvación.

Evangelio del día

2011-08-31 - Evangelio según San Lucas 4,38-44
Publicado 2011/08/31
Autor : Sagrada Biblia

Éste se sigue propagando y dando fruto en el mundo entero, como ha ocurrido entre vosotros desde el día en que lo escuchasteis y comprendisteis de verdad la gracia de Dios.

Carta de San Pablo a los Colosenses 1,1-8

Pablo, apóstol de Cristo Jesús por designio de Dios, y el hermano Timoteo, a los santos que viven en Colosas, hermanos fieles a Cristo. Os deseamos la gracia y la paz de Dios, nuestro Padre.

En nuestras oraciones damos siempre gracias por vosotros a Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo, desde que nos enteramos de vuestra fe en Cristo Jesús y del amor que tenéis a todos los santos. Os anima a esto la esperanza de lo que Dios os tiene reservado en los cielos, que ya conocisteis cuando llegó hasta vosotros por primera vez el Evangelio, la palabra, el mensaje de la verdad.

Éste se sigue propagando y dando fruto en el mundo entero, como ha ocurrido entre vosotros desde el día en que lo escuchasteis y comprendisteis de verdad la gracia de Dios. Fue Epafras quien os lo enseñó, nuestro querido compañero de servicio, fiel ministro de Cristo para con vosotros, el cual nos ha informado de vuestro amor en el Espíritu.

Salmo 51

Pero yo, como verde olivo, en la casa de Dios, confío en la misericordia de Dios por siempre jamás.
Te daré siempre gracias porque has actuado; proclamaré delante de tus fieles: "Tu nombre es bueno."

Evangelio según San Lucas 4,38-44

En aquel tiempo, al salir Jesús de la sinagoga, entró en casa de Simón. La suegra de Simón estaba con fiebre muy alta y le pidieron que hiciera algo por ella. Él, de pie a su lado, increpó a la fiebre, y se le pasó; ella, levantándose en seguida, se puso a servirles.

Al ponerse el sol, los que tenían enfermos con el mal que fuera se los llevaban; y él, poniendo las manos sobre cada uno, los iba curando. De muchos de ellos salían también demonios, que gritaban: "Tú eres el Hijo de Dios." Los increpaba y no les dejaba hablar, porque sabían que él era el Mesías. Al hacerse de día, salió a un lugar solitario. La gente lo andaba buscando; dieron con él e intentaban retenerlo para que no se les fuese.

Pero él les dijo: "También a los otros pueblos tengo que anunciarles el reino de Dios, para eso me han enviado." Y predicaba en las sinagogas de Judea.