viernes, 25 de noviembre de 2016

La Devoción Mariana

En la renovación de la vida cristiana nada tiene la primordial importancia como los pilares de devoción de todo católico: a la Eucaristía, a la Santísima Virgen y el amor al Papado. Dedicaremos este segundo artículo a la devoción mariana.

María Santísima con sus oraciones consigue las gracias que precisan los hombres y el mundo. San Luis María Grignion de Montfort [1] insiste mucho en que para encontrar a Nuestro Señor Jesucristo es preciso buscarlo en Nuestra Señora: con María, para María, en María, por María se llega a Jesús.

La devoción a la Santísima Virgen siempre ha sido considerada, justa y merecidamente, como el único culto que se llama cristiano –“porque en Cristo tiene su origen y eficacia, en Cristo halla plena expresión y por medio de Cristo conduce en el Espíritu Santo al Padre” [2]-, y medio de auténtica piedad.

Nuestro Señor es la fuente de todas las gracias. Nuestra Señora es el canal de todas las gracias. Todo cuanto a Él pedimos Él lo tiene, pues es infinito y posee todo. Todo cuanto pedimos por medio de Nuestra Señora lo obtenemos. Es bien conocida la afirmación de que, si olvidamos a María, y pedimos por medio de los Ángeles y de los Santos sin la mediación [3] de Ella, pues nada obtendremos. Si a María Santísima pidiésemos que interceda, Ella sola sin ellos, obtendríamos todo. En repetidas oportunidades León XIII afirmaba esta gran enseñanza: “Se puede afirmar con toda verdad y rigor que, por divina disposición, nada nos puede ser comunicado, del inmenso tesoro de la gracia de Cristo sino por medio de María. De modo que, así como nadie puede llegar al Padre Supremo sino por medio del Hijo, así también, ordinariamente, nadie puede llegar a Cristo sino por medio de su Madre” [4].

El origen del culto mariano no es fácil de precisar, dado que no surge por decreto ni de golpe en los fieles, sino a través de los siglos en la vida litúrgica de la Iglesia. “Sin embargo puede afirmarse que es anterior al concilio de Efeso (a. 431) y que su núcleo aparece, no obstante, la presencia de María en las confesiones de fe bautismales del siglo II y en la anáfora de Hipólito (ca. 215) entorno al ciclo natalicio ” [5].

El mundo ha sufrido transformaciones que produjeron desequilibrios que, “hunden sus raíces en el corazón humano” (GS, 10) y “redundan también en la vida religiosa” (GS, 4). Estamos ante una crisis que, por tocar el alma del hombre, es moral, y por ser moral es substancialmente religiosa, ya que no se concibe una moral sin religión. Por lo tanto, “esa crisis sólo puede ser evitada, sólo puede ser remediada con el auxilio de la gracia” [6].

 Siendo María Santísima, como enseñan numerosos teólogos, el tesoro y canal de todas las gracias, el cuello del Cuerpo Místico del cual Nuestro Señor Jesucristo es la Cabeza; todo pasa por Ella. María es Reina, es a María que la Iglesia le reza diciendo “Reina y Señora de los Cielos y la tierra” [7]. Pero, la realeza de Nuestra Señora, aun teniendo soberana eficacia en toda la vida de la Iglesia y la sociedad temporal, se realiza primeramente en el “santuario interior de cada alma, es desde donde Ella se refleja sobre la vida religiosa y civil de los pueblos” [8].

 En el Evangelio de San Juan vemos cómo Nuestro Señor responde a la pregunta de Felipe: “Señor, muéstranos al Padre y nos basta” (Jn 14, 8), con afirmación clara y tajante: “Creedme: yo estoy en el Padre y el Padre en mí”.  Así vemos que Cristo es el único camino al Padre, es lo que la Iglesia ha enseñado en todo tiempo. “Pero la Iglesia, guiada por el Espíritu Santo y amaestrada por una experiencia secular, reconoce que también la piedad a la Santísima Virgen, de modo subordinado a la piedad hacia el Salvador y en conexión con ella, tiene una gran eficacia pastoral y constituye una fuerza renovadora de la vida cristiana” [9].

La Constitución Conciliar Lumen Gentium dedica un capítulo a la Santísima Virgen María. Sobre la naturaleza y fundamento del culto a María, destacando su historia y especialmente su eficacia, enseña que “este culto, tal como existió siempre en la Iglesia, a pesar de ser enteramente singular, se distingue esencialmente del culto de adoración tributado al Verbo Encarnado, lo mismo que al Padre y al Espíritu Santo, y lo favorece eficazmente, ya que las diversas formas de piedad hacia la Madre de Dios” [10] hacen  que el Padre Eterno sea “mejor conocido, amado y glorificado, y a la vez sean mejor cumplidos sus mandamientos” [11].

Eucaristía y María, dos devociones íntimamente relacionadas e indispensables a ser difundidas en nuestros días para contrarrestar la avalancha paganizante que convulsiona del mundo moderno. De María, aprendamos su fe Eucarística, de Ella que ofreció en su “fiat” su seno virginal para la encarnación de nuestro Redentor; de Ella “mujer eucarística con toda su vida [12]” a ser tomada como modelo; pues, “nadie goza de mayor gracia y poder, cerca del Corazón Sacratísimo del Hijo de Dios y a través del Hijo cerca del Padre” [13].

P. Fernando Gioia, EP.
Heraldos del Evangelio.
padrefernandogioia@heraldos. info

[1] SAN LUIS MARÍA GRIGNION DE MONTFORT. Tratado de la Verdadera Devoción a la Santísima Virgen.  Capítulo VIII, artículo II.
[2] PABLO VI. Exhortación Apostólica Marialis Cultus, Introducción.
[3] Nota: La Iglesia aprobó bajo Benedicto XV, el 21 de enero de 1921, el Oficio y la Misa propios de María Medianera de todas las gracias, para diócesis y familias religiosas que lo habían solicitado.
[4] LEON XIII. Encíclica Octobri mense. 12. 22-9-1891.
[5] ABAD IBÁÑEZ, J.A. y GARRIDO BONAÑO, M. Iniciación a la Liturgia de la Iglesia, p. 761. Madrid: Palabra, 1997.
[6] CORRÊA DE OLIVEIRA, Plinio. Revolución y Contra Revolución, Prólogo, p. 23.  Buenos Aires, 1970.
[7] PÍO XII. Oración a María Reina. 1º de noviembre de 1954.
[8] CORRÊA DE OLIVEIRA, Plinio. Revolución y Contra-Revolución. Prólogo. 32. Buenos Aires, 1970.
[9] PABLO VI. Exhortación Apostólica Marialis Cultus, 57.
[10] LUMEN GENTIUM, 66.
[11] LUMEN GENTIUM, 66
[12] JUAN PABLO II, Ecclesia de Eucharistía, 53.
[13] PIO XII. Mediator Dei, 212

Fuente: https://www.lausdeo.world/ 2016/11/21/la-devocion- mariana/

sábado, 12 de noviembre de 2016

Río de Janeiro será sede de la 24ª peregrinación de la Legión de María hasta la Basílica de la Peña

Río de Janeiro (Viernes, 11-11-2016, Gaudium Press) La 24ª peregrinación de la Legión de María hasta la Basílica Santuario de Nuestra Señora de la Peña, en Río de Janeiro, será realizada el próximo día 15 de noviembre, a partir de las 8:00 horas, en el Largo de la Peña.

En esta ocasión, la peregrinación concentrará a los fieles en el portal de subida para el Santuario, tras lo que se seguirá la meditación de la Vía Sacra.

1.jpg

En la Concha Acústica del templo, habrá una misa presidida por Mons. Edson de Castro Homem, obispo de la Diócesis de Iguatu, y referencial de la Legión de María en la Conferencia Nacional de Obispos del Brasil (CNBB), y concelebrada por el director espiritual del ‘Senatus Assumpta' de Río de Janeiro, Padre Fábio Siqueira, y por el rector de la Basílica Santuario de Nuestra Señora de la Peña, P. Thiago Sardinha de Jesus.

La Legión de María fue reconocida como asociación internacional de fieles después de la entrega de un decreto el 27 de marzo de 2014 por el Secretario del Pontificio Consejo para los Laicos, Mons. Josef Clemens.

En el documento, constaban aprobados los estatutos de esta realidad eclesial.

En la época, Mons. Clemens destacó en su mensaje que la "Legio Mariae" es una señal de cómo el espíritu misionero de los laicos, "puede caminar junto con una profunda comprensión del llamado a la santidad recibido por medio del Bautismo".

"Toda la historia de la Legión de María es un maravilloso testimonio de Fe en la omnipotencia de Dios, Fe en la fuerza de la oración a María", afirmó.

Para el prelado, desde su inicio, la Legión de María "fue un vivo testimonio de cuánto Dios puede operar a través de corazones humildes".

Creada a través de una iniciativa de un grupo de personas guiadas por el entonces funcionario del Ministerio de las Finanzas, Frank Duff, en el año 1921, en Dublín, Irlanda, la Legión de María celebró el 7 de septiembre sus 95 años de historia misionera, "llevando María al mundo y, por medio de ella, el mundo a Jesús", según Mons. Clemens.

La institución, dirigido a la formación de millares de grupos en todos los continentes, propone a sus miembros la santificación, así como la participación en la misión evangelizadora de la Iglesia por medio del apostolado social hacia los más necesitados y los que se encuentran alejados de la Fe. (LMI)
De la redacción de Gaudium Press, con informaciones de la Arquidiócesis de Río de Janeiro

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/83480#ixzz4Po7EVEw8
Se autoriza su publicación desde que cite la fuente. 

Conferencia Episcopal Argentina convoca a V Congreso Misionero Nacional

Buenos Aires (Viernes, 11-11-2016, Gaudium Press) Con el lema "¡Argentina en misión, el Evangelio es alegría!", la Conferencia Episcopal Argentina (CEA) ha convocado al V Congreso Misionero Nacional, que se realizarará del 25 al 27 de noviembre de 2017 en la diócesis de Neuquén. El objetivo es "animar la dimensión misionera de toda la Iglesia en la Argentina", según declaran los obispos en el texto de la convocatoria.

1.jpg
Foto: CEA
"La Comisión Episcopal de Misiones -a través de la Comisión Nacional de Misiones (Conamis)- y las Obras Misionales Pontificias, como ámbitos propios de organización de la pastoral misionera, serán los responsables de coordinar este Congreso. Animamos a todas las diócesis a constituir o fortalecer los ámbitos diocesanos de organización misionera para participar desde su experiencia y aportes concretos en esta instancia nacional", declaran los obispos.

"Que María, Reina de las Misiones, el Santo Cura Brochero y la Beata Mama Antula, nos ayuden a crecer en el ardor misionero que estos tiempos nos reclaman".
Con información de Aica

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/83494#ixzz4Po736GGx
Se autoriza su publicación desde que cite la fuente. 

sábado, 5 de noviembre de 2016

Mar regresa imagen de la Virgen que había desaparecido tras un ciclón en Punta del Este, Uruguay

Punta del Este (Jueves, 03-11-2016, Gaudium Press) Tal parece que Nuestra Señora de la Candelaria, Patrona de Punta del Este, en Uruguay, no desampara a su pueblo. Su hermosa imagen, ubicada desde hace 35 años en la iglesia de la Candelaria situada en la playa "El Emir", fue brutalmente arrebatada por un ciclón que afectó el municipio el pasado jueves 27 de octubre.

Municipio Punta del Este.jpg
Momento en que la imagen es llevada a la iglesia de la Candelaria para su restauración / Foto: Municipio Punta del Este.
El hecho llenó de gran tristeza a los vecinos del lugar, quienes al observar el nicho vacío donde se encontraba la emblemática imagen, decidieron ubicar otra para llenar su ausencia. 

Lo que no sabían es que algo estaba por ocurrir.

¡Cuál fue la sorpresa! de los habitantes cuando 24 horas después del triste suceso, el mar regresa la preciosa efigie de la Candelaria. Es hallada por unos surfistas, quienes la encontraron enterrada en la arena. De inmediato fue llevada a su casa donde será restaurada, ya que sufrió algunos daños, para de nuevo sea colocada en su nicho.

La propia Conferencia Episcopal Uruguaya, desde su servicio informativo "Decos CEU", narró el acontecimiento en una de sus redes sociales:
Apareció "de milagro"
Apareció la Virgen de la Candelaria de Punta del Este tras ser arrastrada por el agua.

La imagen había desaparecido del altar ubicado entre las rocas a raíz de la tormenta del jueves y viernes. Su enclave, que data de 1982, corresponde al lugar donde la expedición de Solís habría celebrado la primera misa en tierras uruguayas el 2 de febrero de 1516. Por ser esa fecha de la fiesta de Nuestra Señora de la Candelaria, Solís puso ese nombre al puerto natural.

La talla en madera de poco más de un metro, que en el altar estaba protegida por un vidrio, fue hallada enterrada en la arena. En la búsqueda participaron vecinos y funcionarios municipales. Inmediatamente al hallazgo la trasladaron a la Iglesia de la Candelaria para su restauración.

El propio Municipio de Punta del Este guardaba la esperanza de que la imagen fuese regresada por el mar. Como lo constata su cuenta en Twitter, donde se escribió: "Ayer la Virgen se la llevó la tormenta. Ya hay otra en su lugar, pero tal vez el mar la devuelva... ¿Qué dicen?".

Unas horas después, en la misma red social, anunciaron con gran emoción: "¡Apareció la Virgen! Precisa algunas restauraciones, pero está de vuelta. ¡Qué alegría!".


Municipio de Punta (@puntamunicipio) Twitter.jpg
El Municipio de Punta del Este guardaba la esperanza que la imagen fuese devuelta por el mar, como lo escribió en su cuenta de Twitter. En la foto, la imagen que fue ubicada temporalmente en el nicho de la Virgen de la Candelaria.


El acontecimiento para muchos fue un verdadero milagro, más si se tiene en cuenta que el ciclón causó daños a las edificaciones, varios árboles se desplomaron, así como algunos postes de electricidad, sin contar las dos personas que quedaron heridas.

Que este hecho haya ocurrido es un signo de esperanza para los habitantes de Punta del Este, porque significa que Nuestra Señora de la Candelaria los acompaña, sobre todo en los momentos de dificultad, como lo fue el mismo ciclón.

Con información de Decos CEU e Infovaticana.

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/83305#ixzz4P9iq4wWr
Se autoriza su publicación desde que cite la fuente. 

Motivar la adoración P. Rafael Ibarguren EP – Consiliario de Honor de la FMOEI

El deber de adorar al Santísimo lo cumplen los fieles cuando comulgan con devoción, ya sea sacramental o espiritualmente, cuando participan de una Hora Santa, también visitando al “Dios escondido” que permanece reservado en un sagrario, al concurrir a una procesión del Corpus, etc.

Igualmente ¡hasta pueden adorar al Señor desde su casa o el trabajo! ¿De qué manera? acercándose en espíritu al sagrario de su parroquia o de algún otro templo, en un acto de fe y de amor. A bien decir, se puede adorar a Jesús Sacramentado en todo tiempo y lugar ¡Qué gracia y qué facilidad!

Imaginemos una circunstancia hipotética bastante suis generis: que se supiese que Nuestro Señor Jesucristo se va a aparecer en persona en tal plaza pública o lugar descampado, a una hora precisa. Seguramente se congregarían ahí miles y miles de devotos y de curiosos.

Pero no es menos cierto que en miles y miles de sagrarios de nuestras iglesias y capillas urbanas y rurales, el Señor está presente, siempre a nuestra espera, congregando a poquísimos… o a nadie, y sin que ni siquiera se piense en ello. ¿Falta de fe? ¿Falta de amor? Sí, y también falta de consecuencia, pues lo que profesamos con los labios no lo aplicamos a nuestra vida concreta.

La razón iluminada por la fe nos dice que Jesús está ahí. Pero resulta que la sensibilidad no se enciende delante de esta verdad incontestable y, por eso, no llega a mover la voluntad para que se resuelva a ir a adorar al Señor.

Esa insensibilidad es irracional y, por supuesto, pecaminosa. Mientras no se la combata y se la corrija, dejará su secuela inevitable: una voluntad desfibrada incapaz de moverse. Hasta los animales que actúan por instintos, son infalibles en el ejercicio de cumplir con su fin. El hombre, en cambio, llega racionalmente a renunciar al deber, lo que le acarrea consecuencias fatales y eternas. Así somos…

De las potencias del alma –inteligencia, voluntad y sensibilidad- la tercera es la más frágil y, a ese título, la que hay que cuidar y motivar con especial esmero. Sin un incentivo que potencie la voluntad, la virtud se hace impracticable, o casi tanto.

Por eso, en relación al culto debido a la Eucaristía, es adecuado que haya ambientes apropiados que estén a la altura del misterio y que estimulen a los fieles a hacer actos de adoración.

Se podría objetar que la ambientación no es más que un marco accesorio, que lo que importa es la sustancia misma: apenas la presencia de la Eucaristía, sin más. Pero quien simplifique así las cosas, claudica de su condición humana, ya que no somos puros espíritus como los ángeles. Necesitamos de un estímulo material.

¿Cómo amar y servir a Dios y al prójimo sin actitudes, gestos, signos? El amor y el servicio se plasman en cosas palpables, no se quedan en teorías ideales. Se cristalizan también en principios razonables y realizables hic et nunc, aquí y ahora, es decir, que tomen cuerpo en la tierra… y no en el mundo de la luna.

Aplicando esta reflexión a la adoración al Santísimo Sacramento, hay que saber que cuando se trata de honrar al Rey de reyes, todo es poco; y en este empeño siempre nos quedaremos cortos. Para su debido culto, la presencia real de Jesús pide una “opción preferencial” por lo mejor, por lo más excelente posible.

Vamos a algunos ejemplos: para honrar a la Eucaristía, qué escogeríamos si tuviésemos que elegir ¿Un cáliz de barro o uno de plata? Para el mantel del altar ¿el acrílico o el lino? Para el sagrario ¿una madera rústica o de categoría, o un metal de valor? Para las velas ¿la cera o la parafina? para el vino a consagrar ¿uno de calidad o el más ordinario posible? para los jarrones ¿flores de plástico o naturales? etc.

Otras preguntas: ante el Santísimo, ¿debo estar vestido de cualquier forma o presentarme dignamente? ¿Saludarle al entrar con una genuflexión o directamente llegar y sentarme sin mayor respeto? ¿Procurar estar a gusto, o “penar” en bancos incómodos, más propios de un faquir que de un adorador? ¿Preferir las armonías de una música que me distiende o las estridencias de un ritmo mundano que dispersa mi atención?

Si no se dispone de un marco apropiado para la adoración, la sensibilidad no se deleita, la voluntad no se mueve y la inteligencia no se satisface. A no ser que nos creamos “superhombres”. O -sería otra excepción que no desmentiría la regla- que estemos llamados a ser singulares anacoretas que transitan por vías anormales…

Cuidemos lo esencial y también los detalles, porque el amor verdadero está hecho de una multitud de detalles, incluso aparentemente superfluos. Así, motivaremos la adoración; de lo contrario -ya que nada de grande se hace de repente- irá tomando cuerpo el desorden que nos podrá conducir paulatinamente muy lejos en el camino del mal, del error y de la feura.

¡Qué contraste desolador!: mientras los católicos tantas veces descuidamos el culto Eucarístico, profanadores de iglesias utilizan las Hostias robadas de los sagrarios, para ultrajar el sacramento haciendo “misas negras”. Es lo que denunció recientemente el arzobispo de Toledo, España (ACI, 19 Oct. 16).

Como conclusión, digamos que no solo hay que cuidar de detalles. Otra manera excelente de motivar la adoración es indignarse con los sacrilegios perpetrados e ir a los pies de Jesús Hostia para reparar tanta maldad que queda impune. ¿Acaso no se debe amar a Dios con todo el corazón, con toda el alma y con todas las fuerzas? (Dt, 6, 5). La adoración reparadora es una pujante muestra del amor.

Asunción, octubre de 2016

sábado, 29 de octubre de 2016

Mons. Jaime Fuentes recomendó el rezo del Rosario para ser humildes y vivir en la verdad

ECOS DE LA FIESTA PATRONAL EN MARISCALA

Bajo el lema “María Luz de la Misericordia de Dios, muéstranos a Jesús”,  el pasado fin de semana, la comunidad de la Parroquia Nuestra Señora del Rosario de Pompeya de Villa Mariscala, (Departamento de Lavalleja), Diócesis de Minas, celebró su fiesta patronal.

Desde el viernes hasta el domingo, los feligreses compartieron el festejo dando vida al lema inspirado en las palabras del Papa Francisco en la homilía del 15 de agosto de 2015.

El Obispo de Minas, Mons. Jaime Fuentes, invitó a la comunidad en la Misa del Domingo, a pedirle a la Virgen, a través del rezo del Santo Rosario,  “humildad para vivir en la verdad de lo que somos” y reconocer el poder de Dios en nuestras vidas. Esta “es la oración más democrática que existe, ya que pueden rezarlo todas las personas, independientemente de su condición o edad”, subrayó.

En la tarde del viernes comenzó el triduo con la visita al Hogar de Ancianos de dicha localidad por parte de los niños de la catequesis, los agentes de la  pastoral social e integrantes de la comunidad.
En la noche, los jóvenes se unieron en torno al rezo del Santo Rosario y celebraron, asimismo, el Sacramento de la Reconciliación.

El sábado de tarde, el Pbro. Pablo Jourdán, encargado de la Animación Bíblica de la Pastoral de la Diócesis, ofreció una charla sobre el Año de la Misericordia.

Ante un muy buen marco de público, en la noche tuvo lugar el concierto de coros en honor a la Santísima Virgen con la participación del Coro Vox Populi y el Coro Mario Belardi de la Intendencia Departamental de Lavalleja.

Con una muy buena participación de fieles locales y de otros lugares, en la tarde del domingo, se celebró la gran fiesta presidida por el Obispo de Minas, comenzando con la procesión alrededor de la plaza principal y  siguiendo con la Santa Misa.

“MI MADRE ME HA HABLADO MUCHO DE TI” 

En su homilía, el Obispo se refirió a la búsqueda continua de Jesús de llegar a las personas, particularmente, a través del recurso de las parábolas. En primer lugar recordó la parábola del juez injusto y la viuda y planteó: “si un juez injusto fue capaz de atender a una viuda insistente simplemente para que dejara de molestarlo, Dios, que es el Rey de la Misericordia, ¿no le dará el Espíritu Santo a aquellos que se lo pidan?”. Luego, en referencia a la parábola del Evangelio del Domingo, que trata de las distintas formas de hacer oración de dos hombres que se tenían por justos pero despreciaban a los demás, Mons. Fuentes preguntó a los presentes: “¿y nosotros qué hacemos? Cuando comienza la Santa Misa ¿le pedimos honestamente a Dios perdón por nuestros pecados? ¿Somos realmente conscientes de lo que decimos en el Acto Penitencial?”.  En ese sentido, invitó a pedir de corazón a Dios la Gracia de “reconocemos necesitados de su misericordia, y que nos perdone”. Esto es lo primero de todo, advirtió el Obispo, puesto que Dios afirma que “quien se humille será ensalzado, mientras quien se ensalce será humillado”. Dado que la parábola se refiere a personas que se creían mejor que los demás, el Pastor cuestionó a los asistentes a la Misa en torno a “cómo nos ubicamos nosotros en primer lugar frente de Dios y cómo frente a los demás?”. “¿Somos realmente agradecidos con Dios al darnos cuenta de que nuestra vida está en sus manos y si vivimos hoy es porque El nos sostiene? “, preguntó Mons. Fuentes. “Esto nos tiene que ayudar a ubicarnos para no reclamar o pedir desmedidamente”, puntualizó. En relación a los demás, comentó que las personas humildes consideran bien a los demás porque reconocen en su propia vida el pecado y, en consecuencia, miran a los otros con “ojos de misericordia, de comprensión, de ayuda, de afecto, porque no somos quienes para señalar al ‘malo’”. Aseguró que “Dios no crea hombres malos, sino personas que somos hijos suyos, y nos da la libertad para aceptarlo o rechazarlo, actuar de una manera o de otra”.

Mons. Fuentes invitó a pedir a la Virgen “humildad para vivir en la verdad de lo que somos” a través del rezo del Santo Rosario. Esta “es la oración más democrática que existe, ya que pueden rezarlo todas las personas, independientemente de su condición o edad”. El Obispo recordó las palabras de San Juan Pablo II: “El Rosario es mi oración preferida. Cuántas Gracias yo he recibido por el rezo del Santo Rosario”. También señaló que el santo enseñó distintos modos de rezar el Rosario e incluso introdujo los misterios Luminosos “con el fin de traernos luz para una mejor contemplación del rostro de Jesús, y para que seamos humildes”. Mons. Fuentes sugirió a los presentes familiarizarse con los cuatro Misterios del Rosario, a buscar su forma de rezarlo, por ejemplo, ofreciendo cada uno de los misterios del Rosario por distintas intenciones, o encomendando en cada Ave María a personas distintas, situaciones de la vida personal, de la Diócesis o del mundo entero. Aclaró que la primera parte del Ave María “viene toda del Cielo. No estamos adorando a la Virgen, sino venerándola con el mayor amor, la mayor reverencia y la mayor humildad porque es la madre de Dios”.

Al concluir su homilía, el Pastor hizo referencia a un mensaje que dice: “Ojalá quieras tanto a la Virgen que cuando llegues al Cielo Jesús pueda decir: `mi madre me ha hablado mucho de ti”`.

sábado, 22 de octubre de 2016

Celebración de Rosario en Arizona, EEUU, honrará a Nuestra Señora de la Misericordia

Phoenix (Jueves, 20-10-2016, Gaudium Press) La edición número 41 de la Celebración del Rosario de Arizona, en Estados Unidos, estará dedicada a la veneración de la Santísima Virgen como "Nuestra Señora de la Misericordia". El evento convoca cada año a miles de fieles y promueve la devoción mariana a través de la práctica más recomendada por la misma Madre de Dios: el rezo del Santo Rosario. "Es una gran oportunidad en el estado para motivar a los fieles y reunir a las personas para rezar el Rosario", indicó a The Catholic Sun Larry Costanzo, representante del consejo estatal de los Caballeros de Colón en el comité de planeación del encuentro.

MONS THOMAS OLMSTED GAUDIUM PRESS.jpg
Mons. Thomas Olmsted, Obispo de Phoenix, Estados Unidos, durante la Celebración del Rosario de Arizona 2015. Foto: Arizona Rosary Celebration.
La catequesis central será impartida por el P. Ignatius Mazanowski, miembro de la comunidad de Frailes Franciscanos del Espíritu Santo, quien completó estudios doctorales en Roma con énfasis en el tema de la Misericordia Divina. "Me enfocaré en María, como Nuestra Señora de la Misericordia, y en particular en cómo está relacionada con estar junto a Jesús en la Cruz", anticipó el sacerdote.

 "Ella es la Madre de Misericordia a través de su vida pero en una forma única y singular ella participa en la Cruz mientras Jesús está derramando el amor misericordioso de Dios para nosotros y el mundo".

La jornada comienza con una procesión en la cual toman parte varios grupos parroquiales, con presencia de más de mil participantes. En la Diócesis se ubican cajas que recolectan peticiones para ponerlas ante la Santísima Virgen en el encuentro. "Muchas personas ven el Domingo del Rosario (el nombre que recibía inicialmente el evento) como un tiempo en el que sienten que tienen un pie en el Cielo por un momento", describió a The Catholic Sun Dorothy Westfall, quien ha cooperado en la organización en los últimos 39 años. "Es una experiencia muy espiritual y conmovedora para ellos".

La Celebración del Rosario es un evento copatrocinado por los Caballeros de Colón y realizado con ayuda de la Legión de María, las Hijas Católicas de las Américas y otras organizaciones católicas. La celebración se realizará en dos ciudades: Tucson, el sábado 22 de octubre, donde será presidida por el Obispo local, Mons. Gerald F. Kicanas, y Phoenix, el domingo 23 de octubre, donde será presidida por el Obispo local, Mons. Thomas J. Olmsted, y el Obispo auxiliar, Mons. Eduardo A. Nevares.

Con información de The Catholic Sun.

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/82995#ixzz4NozyXCFT
Se autoriza su publicación desde que cite la fuente. 

Portugal: Escuelas Católicas realizan Peregrinación Nacional a Fátima

Fátima - Portugal (Jueves, 20-10-2016, Gaudium Press) Como viene ocurriendo últimamente, será realizada el próximo viernes, 21 de octubre, la Tercera Peregrinación de las Escuelas Católicas de Portugal al Santuario de Fátima.

Esta Peregrinación señala el inicio de la Semana Nacional de la Educación Cristiana, que se desarrollará también en Fátima, hasta el día 30 de octubre teniendo como tema: "Educar - Proponer el camino para una vida plena".

1.jpg

Sesión Cultural
Por ocasión de la Peregrinación, en la sesión cultural ‘Por el Arte hasta María', serán presentados trabajos de diferentes comunidades educativas sobre el centenario de las apariciones.

Cada escuela fue "invitada" a planear sus actividades pedagógicas y pastorales teniendo en vista la vivencia cristiana en el contexto de los acontecimientos relacionados con el mensaje de Fátima.

El Servicio de Información del Santuario de Fátima comunicó que cada una de las escuelas católicas fue invitada a presentar hasta tres trabajos, en una o más expresiones artísticas.
El marco temático propuesta para la iniciativa ‘Por el arte hasta María', dirigida a las escuelas católicas, fueron los acontecimientos referentes a la aparición de octubre de 1917, que hizo parte del séptimo ciclo del Itinerario temático para el Centenario de las Apariciones.

En la sesión cultural de este próximo viernes, a partir de las 14:00 horas, en el Centro Pastoral de Pablo VI, serán presentados los cuatro trabajos seleccionados entre los varios desarrollados a lo largo del año lectivo 2015-2016 por las diversas escuelas.

Realización
El desarrollo y realización de la ‘Peregrinación de las Escuelas Católicas a Fátima' está bajo la responsabilidad de una comisión organizadora constituida por personas ligadas al Santuario de Fátima, al Secretariado Nacional de la Educación Cristiana y a la Asociación Portuguesa de las Escuelas Católicas. (JSG)

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/83004#ixzz4NoyQD6K4
Se autoriza su publicación desde que cite la fuente. 

13 mil son los misioneros españoles alrededor del mundo

Redacción (Jueves, 20-10-2016, Gaudium Press) Con motivo de la Jornada Mundial de las Misiones (DOMUND), que la Iglesia universal celebra el próximo domingo 23 de octubre, las Obras Misionales Pontificias (OMP) de España, han presentado unos datos interesantes sobre la labor misionera en el país.

De acuerdo con nota de prensa emitida por el organismo eclesial, actualmente hay 13 mil misioneros españoles que se encuentran sirviendo a la Iglesia en más de 140 países, siendo España el país que más misioneros envía. Su perfil es muy variado, ya que hay laicos comprometidos -tanto hombres como mujeres-, religiosos, religiosas, sacerdotes, obispos, hasta familias. Ellos han sido enviados a los territorios de misión por más de 300 instituciones de la Iglesia, entre ellas congregaciones, asociaciones misioneras y diócesis.
América es el continente donde más llegan los misioneros españoles, representado casi el 70%. Le sigue África con 12.43% y la misma Europa con el 11.42%. La mayoría son religiosas (50.44%). El 34% son religiosos; un 7.72%, sacerdotes; el 6.74% laicos; y el 1.10% obispos.

En cuanto a datos globales, los territorios de misión representan el 37% de la labor de la Iglesia Católica en el mundo, el 43% del trabajo social de la Iglesia se desarrolla en territorios de misión, y la concentración de católicos en los territorios de misión es la mitad de la iglesia Universal, cifras que hablan de la importancia de la Jornada Mundial de las Misiones y del deber de los católicos de ayudar desde la oración y económicamente a los misioneros y los territorios de misión.

OMP.jpg
El 7.72% de los misioneros españoles son sacerdotes / Foto: OMP - España.

La Jornada Mundial de las Misiones, o Domingo Mundial de las Misiones (DOMUND), se conmemora anualmente para recordar, orar, rendir un homenaje y ayudar a la actividad misionera de la Iglesia Católica. Este 2016 es su 90º aniversario.

La iniciativa es organizada por la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, por medio de las OMP, institución de la Santa Sede que tiene por fin buscar los medios materiales y económicos necesarios para la labor misionera de la Iglesia. Ella está compuesta por cuatro obras: La Obra Pontificia de Propagación de la Fe, a cargo de su funcionamiento y también de la organización del DOMUND; la Infancia Misionera; San Pedro Apóstol, a cargo de las vocaciones nativas; y la Pontificia Unión Misional, que promueve la formación misionera.

Son varias las maneras en las cuales los bautizados y personas de buena voluntad, pueden colaborar con las misiones. El propio Papa Francisco, en el mensaje para la Jornada Mundial de las Misiones 2016, convocó: "En esta Jornada, todos estamos invitados a salir como discípulos misioneros, ofreciendo cada uno sus propios talentos".

De acuerdo con las OMP de España, una de las formas de apoyar la labor misionera es a través del voluntariado: "Cientos de voluntarios, trabajadores y catequistas ofrecen su tiempo para apoyar desde la retaguardia el trabajo de los misioneros y sensibilizar a la sociedad sobre la importancia de ayudarles".

No puede faltar la cooperación espiritual: "Otra forma de ayudar a los misioneros es a través de la oración y el ofrecimiento del trabajo diario, de la vida de familia y del sufrimiento cotidiano como expresión de su adhesión a los misioneros", dicen desde las OMP.

Es posible rezar el Rosario Misionero, donde un misterio se ofrece por cada continente. En España hay actualmente más de 40 mil enfermos que están ofreciendo sus dolencias por las misiones, y los monasterios dedican gran parte de su día en oración por las misiones.

Asimismo, los aportes económicos de los fieles son una parte importante, ya que el trabajo de la Iglesia misionera se lleva a cabo gracias a la generosidad de millones de personas alrededor del mundo, quienes hacen posible su sostenimiento. Estos donativos son encauzados a través del Fondo Universal de Solidaridad que el año pasado reunió 97.606.360,03€. De esta cifra, los españoles enviaron unos 13.722.015,39€.

Con información de las OMP-España.

Contenido publicado en es.gaudiumpress.org, en el enlace http://es.gaudiumpress.org/content/82991#ixzz4NoxzxdmK
Se autoriza su publicación desde que cite la fuente. 

domingo, 9 de octubre de 2016

Por pedido de la Virgen María en el siglo XIII, muchos santos y beatos a lo largo de los tiempos han tenido una profunda devoción a esta oración Mariana

Desde que se empezó a propagar la devoción al Santo Rosario, por pedido de la Virgen María en el siglo XIII, muchos santos y beatos a lo largo de los tiempos han tenido una profunda devoción a esta oración Mariana y ayudado a su difusión. Aquí frases de aquellos que crecieron en santidad con el rezo del Rosario:

San Pío X: “Si quieren que la paz reine en sus familias y en su Patria, recen todos los días el Rosario con todos los suyos”.

San Francisco de Sales: “Rezar mi Rosario es mi más dulce ocupación y una verdadera alegría, porque sé que mientras lo rezo estoy hablando con la más amable y generosa de las madres”.

San José de Calasanz: “Hacer saber a todos que sean devotos del Santísimo Rosario, en el que se contiene la vida, pasión y muerte de nuestro Redentor”.

 San Luis María Grignion de Montfort: “La práctica del Santo Rosario es grande, sublime y divina. El cielo nos la ha dado para convertir a los pecadores más endurecidos y a los herejes más obstinados” .

San Alfonso María de Ligorio: “Si queremos aliviar a las benditas almas del purgatorio, procuremos rogar por ellas a la Santísima Virgen, aplicando por ellas de modo especial el Santo Rosario que les servirá de gran alivio”.

San Antonio María Claret: “Las mejores conquistas de almas que he logrado, las he conseguido por medio del rezo devoto del Santo Rosario”.

San Juan María Vianney (Santo Cura de Ars): “Con esta arma le he quitado muchas almas al diablo”.

San Juan Bosco: “Sobre la devoción de la Virgen y el rezo del Rosario se basa toda mi obra educativa. Preferiría renunciar a cualquier otra cosa, antes que al Rosario”.

 Santa Teresita del Niño Jesús (Teresita de Lisieux): “Con el Rosario se puede alcanzar todo. Según una graciosa comparación, es una larga cadena que une el cielo y la tierra, uno de cuyos extremos está en nuestras manos y el otro en las de la Santísima Virgen. Mientras el Rosario sea rezado, Dios no puede abandonar al mundo, pues esta oración es muy poderosa sobre su Corazón”.

 San Pío de Pietrelcina: “¡Amen a la Virgen y háganla amar. Reciten siempre el Rosario!”.

San Juan Berchmans: “Denme mis armas: la cruz, la corona del rosario de la Santísima Virgen y las reglas de la Compañía. Estas son mis tres prendas más amadas con ellas moriré contento”.

 San Miguel Febres (Santo Hermano Miguel): “Un cristiano sin Rosario, es un soldado sin armas”.
Beato Bartolomé Longo: “Como dos amigos, frecuentándose, suelen parecerse también en las costumbres, así nosotros, conversando familiarmente con Jesús y la Virgen, al meditar los Misterios del Rosario, y formando juntos una misma vida de comunión, podemos llegar a ser, en la medida de nuestra pequeñez, parecidos a ellos, y aprender de estos eminentes ejemplos el vivir humilde, pobre, escondido, paciente y perfecto”.

Multitudinaria fiesta mariana culminó en Durazno


Partiendo desde la Rambla del Buceo en Montevideo y culminando en el Parque de la Hispanidad de Durazno, se realizó hoy el Segundo Rosario Peregrino por las Familias.

El cardenal Daniel Sturla impartió la bendición de los peregrinos que se dirigieron en numerosos ómnibus junto con la imagen de la Virgen.

Fueron calurosamente recibidos por el obispo de Canelones, Monseñor Sanguinetti con una catedral repleta, al paso de la caravana por la capital canaria.

En Durazno se agolpaba una multitud, de varios miles que rezaron el masivo rosario junto obispo diocesano de Durazno, Monseñor Martín Pérez Scremini.

Concurrieron familias, niños, mujeres, abuelos, etc., de todo el país, convirtiendo este evento en una gran manifestación mariana del pueblo uruguayo.

sábado, 8 de octubre de 2016

La práctica de la verdadera gratitud Mons. João Scognamiglio Clá Dias EP, comenta el XXVIII Domingo del Tiempo Ordinario Año C

[...] ¡Cuán rara es la virtud de la gratitud! Muchas veces se practica sólo por educación y con meras palabras. Empero, para que sea auténtica, es necesario que rebose del corazón con sinceridad. Es lamentable, afirma el Prof. Plinio Corrêa de Oliveira, que “la virtud de la gratitud sea entendida hoy en día de un modo contable. De manera que si alguien me hace un beneficio, debo responder, contablemente, con una porción de gratitud igual al beneficio recibido. Es, por lo tanto, una especie de pago: el favor se paga con afecto, así como el producto se paga con dinero. Entonces, he recibido un favor y tengo que arrancar del fondo de mi alma un sentimiento de gratitud. También ya estoy pagado, me siento aliviado, sin obligaciones”.9 Esta es una forma pagana, materialista, de concebir la gratitud. Bien diferente es esa virtud cuando está impregnada de espíritu católico.

“La gratitud es, en primer lugar, el reconocimiento del valor del beneficio recibido. En segundo lugar, es el reconocimiento de que no lo merecemos. Y, en tercer lugar, es el deseo de dedicarnos a quien nos hizo el favor en la proporción del mismo favor y, sobre todo, de la dedicación que nos fue dada. Como decía Santa Teresita, ‘el amor con amor se paga’. O pagamos la dedicación con dedicación, o no hemos pagado. […] En esta perspectiva, la gratitud de nuestras almas por el bien que Nuestra Señora nos otorgó consintiendo la muerte de su divino Hijo y aceptando los dolores que padeció para rescatarnos, […] debe ser inmensa y debe llevarnos a querer servirla con una dedicación análoga”.

Ahora bien, además de darnos la vida humana, Dios nos concede el inestimable tesoro de la participación en su vida divina por medio del Bautismo, y más aún, nos da constantemente la posibilidad de recuperar ese estado si lo perdemos por el pecado. Para eso basta el arrepentimiento y la confesión sacramental. Sobre todo, Él se da a sí mismo como alimento espiritual en Cuerpo, Sangre, Alma y Divinidad, para transformarnos en Él, santificarnos y garantizarnos así una resurrección gloriosa y una eternidad feliz. Él nos ha dejado a su Madre como mediadora, para cuidar del género humano con todo cariño y desvelo. ¡Los beneficios que Dios nos concede son inconmensurables! ¿Cómo debe ser nuestra gratitud en relación al Señor y a su Madre Santísima? Abrazar con entusiasmo y abnegación la santidad y combatir con dedicación siempre creciente por la expansión de la gloria de Dios y de la Virgen Purísima en la tierra, he aquí la mejor manera de corresponder al infinito amor del Sagrado Corazón de Jesús, que se derrama sobre nosotros a torrentes, desde la salida del sol hasta su ocaso.

João Scognamiglio CLA DIAS, EP in “Lo inédito sobre los Evangelios” Librería Editrice Vaticana.